ABC
| Registro
ABCABC de SevillaLa Voz de CádizABC
Blogs Loading... por Marisa Gallero

IU. Crónica de una muerte anunciada

IU. Crónica de una muerte anunciada
Marisa Gallero el

El día que Izquierda Unida iba a ser liquidada, había preguntado a sus bases y el 84,5% aprobaron confluir con Podemos en una consulta con sólo el 28% de participación.

Al igual que el séptimo libro de García Márquez, esa votación firma el certificado de defunción de IU como partido. «Es la Crónica de una muerte anunciada. Empezaron con vetos hasta llegar a una OPA amistosa», me ratifica Gaspar Llamazares, líder de Izquierda Abierta, uno de los más reacios a la coalición. «Aunque respeto la decisión, es con amargura… Han llegado al convencimiento de que IU no les vale».

El voto de la muerte consentida de IU es a ciegas. Uno de cada cuatro militantes apoyan la alianza con Podemos sin conocer el contenido, sin dejarse querer antes, sin aprobar las condiciones que saldrán de las negociaciones secretas. «Es una consulta de buenas intenciones. Pero no sabemos ni los candidatos ni el programa ni las siglas… Falta todo. Hemos dejado de dialogar de igual a igual».

Alberto Garzón ha conseguido el respaldo definitivo. Siempre defendió la confluencia con Podemos, a pesar del desprecio absoluto que le mostró Pablo Iglesias. Garzón, como Pedro Sánchez en estos últimos cuatro meses, ha puesto la otra mejilla. «Después de tanta humillación, no es coherente quedar en sus manos», sentencia el político que aposto por el «no».

«Han podido las ansias de Alberto. Se siente más de Podemos, de darle la batalla a Iglesias. No se va a parar en ser un dirigente más. Tiene un diseño. Porque priman más las apuestas personales que las colectivas. Al igual que le sucede a Sánchez. Es todo y ahora. Todo el poder ya», analiza Llamazares. Y añade: «Siempre fue la idea de Julio Anguita. De hecho, siempre apoyó más a Pablo Iglesias… IU va a ser aplastada».

Si hay encuestas que pronostican que IU subiría de 2 a 8 escaños, incluso hasta llegar a 11 diputados, ¿no se equivocan de estrategia? ¿se precipitan? –le preguntó–. «IU está sin estrategia. Estamos podemizados. Nos han desguazado, troceado… Parte de IU, sobre todo los jóvenes, están más cerca de Podemos. Otros están cansados de perder y se lanzan a una piscina sin agua. Para eso está la dirección del partido, para continuar un proyecto. El espacio electoral de IU quedara huérfano».

Llamazares critica además que Podemos apuesta por «aniquilar» a IU en aquellos lugares donde están fuertes. Se refiere a su comunidad, con un 30,52% de voto en contra de la coalición. «Los vecinos me tienen la cabeza loca, que no votan una candidatura protagonizada por Podemos… En Asturias estamos enfrentados. A cara de perro. No esperaban que nos mantuviéramos. Nos han acusado de estar vendidos al PSOE. Tan sólo tenemos una cultura política que valora las instituciones».

El objetivo final de Podemos es el sorpasso al PSOE y ser la referencia dominante de la izquierda. Sólo 300.000 votos les separaron de los socialistas en el 20-D. Ahora Pablo Iglesias está cada vez más cerca de su anunciado «tic-tac». Sería esa la verdadera razón por la que nunca se sentó a negociar en serio un «Gobierno progresista». «Están empujando al PSOE a la gran coalición. La dinámica no le lleva a pactar con Podemos, sino con el PP», concluye Llamazares.

Para el próximo 26-J Izquierda Unida no será lo que era, su muerte está anunciada.

Otros temas
Si quieres ponerte en contacto conmigo:

Entradas más recientes