ABC
| Registro
ABCABC de SevillaLa Voz de CádizABC
Blogs Pido la palabra por Paloma Cervilla

El desprestigio de la presidenta del Congreso ¡en solo dos días!

El desprestigio de la presidenta del Congreso ¡en solo dos días!
Paloma Cervilla el

La sesión constitutiva del nuevo Parlamento, bochornosa y esperpéntica, era el triste presagio de lo que se ha confirmado ¡en tan solo dos días! La nueva presidenta del Congreso, la socialista Meritxell Batet, ha desprestigiado su cargo en tiempo record, al empecinarse en no aplicar la ley y suspender de sus funciones como diputados a los cuatro políticos presos que, para escarnio de todos los españoles, se sentaron en sus escaños el pasado martes.

Siguiendo la política de paños calientes de su jefe, Pedro Sánchez, con los independentistas catalanes, no vaya a ser que se enfaden mucho y no apoyen su investidura como presidente del Gobierno, se resiste a aplicar el Reglamento del Congreso y la Ley de Enjuiciamiento Criminal, clarísima en esta cuestión.

Para dilatar los tiempos, porque no hay otra explicación, y llegar a las elecciones del domingo sin tomar una decisión firme, a ver si se le van a ir al PSOE un puñado de votos, se ha lanzado a una absurda dinámica de pedir al Tribunal Supremo que le diga cómo aplicar la ley, y así quitarse el muerto de encima y descargar en otros la decisión de suspender a Oriol Junqueras, Jordi Sánchez, Jordi Turull y Josep Rull.

Primero no quiso reunir la Mesa del Congreso el mismo día de la constitución del Congreso y actuar rápido. Optó por enviar un escrito al Tribunal Supremo para que le dijera cómo tiene que aplicar la Ley, cuando la Fiscalía ya le había instado a cumplirla.

El Tribunal Supremo le dijo que no está para asesorar a nadie y que tiene que ser ella la que cumpla con el ordenamiento vigente. Y ayer, cuando reúne la Mesa del Congreso, la mayoría PSOE-Podemos sigue dando largas y ahora piden un informe jurídico a los letrados de la Cámara. Menos mal que la expresidenta del Congreso y miembros de la Mesa, Ana Pastor, puso sensatez a este dislate afirmando que “la ley es clarísima” y no hace falta marear más la perdiz.

Y todo esto solo tiene tiene una explicación: Meritxell Batet quiere descargar la responsabilidad de apartar a los políticos presos en la justicia y que a ella le pase por encima este cáliz. A ver si hoy cede a la presión de PP y Ciudadanos y cumple la ley, que es lo que tiene que hacer.

Seguir a Paloma Cervilla en Twitter.

 

 

 

 

 

España

Tags

Si quieres ponerte en contacto conmigo:

Entradas más recientes