ABC
| Registro
ABCABC de SevillaLa Voz de CádizABC
Blogs Pienso de que por Rafael Cerro Merinero

Prohibamos la letra o

Prohibamos la letra o
Rafael Cerro Merinero el

El debate se ha desviado al uso incorrecto de la arroba en lugar de una vocal cuando ni siquiera es un signo ortográfico equivalente. Para dirigirnos simultánea e igualitariamente a los niñ@s, modist@s y goril@s, empotramos la @ con alegría. Podría parecer que alguien intenta transformar el lenguaje artificialmente y por la fuerza, que la corrección política nos lleva a la incorrección gramatical acoplando el lenguaje a la ideología. Paul Valéry nos enseñó que la sintaxis era una facultad del alma. El emisor es un conglomerado de palabras; quien retuerce los vocablos desintegra a la persona. Valéry pensaba que la grandeza del teatro de Racine estaba en que respetaba el subjuntivo incluso en casos de crisis. O sea: que el lenguaje es sagrado porque sirve para pensar, que hablando mejor somos más libres y que no se puede violar a las palabras.

El señor Griñán atacó más a la morfología que a la sintaxis cuando dijo “Estoy muy contenta para recordar el compromiso irrenunciable con la igualdad efectiva entre hombres y mujeres de la Junta de Andalucía”. Tranquilizó a los asistent@s diciendo que no le molestaba que le llamaran “presidenta”. No eran palabras lisérgicas ni delirio espontáneo, sino eficaz herramienta de captación del voto políticamente correcto.

El problema no está en la arroba, sino en una letra. La o, especialmente desigualitaria cuando la manuscribimos con rabito. Propongo que prohibamos la o. Todavía tendremos veintiséis letras, cuatro de ellas vocales. Arranquemos el atavismo opresor del lenguaje que representa la inicua o. La única letra macho. Como prueba de que la inteligibilidad permanecería intacta, propongo la transformación de mi frase favorita de Ezra Pound, que quedaría así: “Tanta jalea par ana cantraccián que sala dura unas segundas”.

La frase original, que se entendía exactamente igual, era la inolvidable

“Tanto jaleo por una contracción que apenas dura unos segundos”.

Ideología de géneroLenguaje Español
Si quieres ponerte en contacto conmigo:

Entradas más recientes