ABC
| Registro
ABCABC de SevillaLa Voz de CádizABC
Blogs Vendiendo Motos por Tomás González-Martín

La injusticia se ceba con Jorge Lorenzo, que no mató a Manolete

Dovizioso y Viñales no son coherentes al pedir una sanción; el mallorquín cometió un error, con gomas frías, no provocó a nadie

Tomás González-Martín el

Todos sabemos que a Jorge Lorenzo le tiene muchas ganas mucha gente. Es un piloto que emana seguridad en sí mismo, personalidad, y eso molesta enormemente a quienes no la poseen. Los débiles prefieren ver a personas sonrientes, que se reducen ante ellos, para sentirse mejor. Comprobar que hay alguien seguro en todas sus acciones, sin demostrar duda o debilidad, molesta hasta la envidia a los vulgares, porque les pone ante el espejo de su mediocridad. Lorenzo ha caído mal a bastantes sectores del motociclismo, empezando por buena parte de la afición española, porque su carácter les parecía chulesco. Claro, quien parece tener excesiva personalidad cae mal, porque la mayoría de la gente no la tiene.

Lorenzo se cayó en Montmeló y tiró en su recorrido por el suelo a Dovizioso, Viñales y Rossi. Precisamente,  Valentino, su enemigo desde la era Yamaha, el hombre que se quedó sin el título de 2010 por la explosión constante de Jorge, ha sido el más benévolo con el español. Entendió que era un lance más de una carrera. Rossi también ha tirado a otros pilotos a los largo de tres lustros. Pero Viñales y Dovizioso no han sido deportivos con el balear. Maverick le hizo la peineta y pidió que saliera el último en el siguiente gran premio. Andrea adujo que debería ser sancionado, entre otras cosas porque le ha privado a él de puntos importantes para el título.

A Dovizioso hay que decirle que el Mundial no lo pierde por una caída. Si gana o entra antes que Marc Márquez en varias carreras, será líder. El problema es que no le gana ni le adelanta. Que Jorge Lorenzo no sirva de justificación para sus derrotas, que todos somos mayorcitos de experiencia en el motociclismo y sabemos que una caída en junio no decide la corona. Ni dos. Andrea no ha podido con Marc nunca. Ni Valentino. Que Dovizioso no venda humo. Y que Viñales no nos venda esa moto, porque tampoco ha podido con Marc Márquez. Tendremos que recordárselo cuando ellos tiren a un rival. Porque lo han hecho y lo harán. Ahora hace falta que Lorenzo mejore con la Honda, que no es fácil.

Otros temas
Si quieres ponerte en contacto conmigo:

Entradas más recientes