ABC
| Registro
ABCABC de SevillaLa Voz de CádizABC
Blogs Tras un biombo chino por Pablo M. Díez

Saboreando la huella española en Filipinas

Pablo M. Díez el

Pasearse por Intramuros, el barrio histórico de Manila, es como perderse por las callejuelas de Cádiz. Quitando las chabolas de colores en cuyas puertas juegan los niños desnudos, abundan los parecidos con España: la Catedral, el empedrado, las fachadas blancas con rejas negras en sus ventanas y hasta el menú de los restaurantes.

La Catedral preside Intramuros, el barrio histórico de Manila donde se aprecia la huella que dejaron los españoles en Filipinas.

En Ilustrado, la carta ofrece en castellano desde paella con marisco hasta chorizo de Bilbao pasando por jamón, salchichón, lengua con setas y hasta albóndigas, aunque en realidad éstas no son más que un par de bolas rellenas de carne bañadas en una sopa con “vermicelli” (finos hilos de tallarines).

Tras varios siglos de presencia colonial, los filipinos no han olvidado algunas palabras en español pese a que el inglés ha colonizado su cultura y lenguaje desde 1898. Los nombres de las calles y las personas se siguen conservando en castellano pese a que, al otro lado de la muralla del barrio viejo, el parque José Rizal recuerda otro de los aspectos más trágicos de la época colonial: el fusilamiento por traición de este héroe de la independencia en 1896.

Otros temas

Tags

Si quieres ponerte en contacto conmigo:

Entradas más recientes