ABC
| Registro
ABCABC de SevillaLa Voz de CádizABC
Blogs El talón de América por Carmen de Carlos

Menem resucita para beneficio de kirchner

Carmen de Carlos el

Carlos Menem, considerado hasta ayer un cadáver político, resucitó en el Senado. El ex presidente lo hizo al no asistir, pese a su compromiso previo, a una sesión donde su presencia era imprescindible para lograr quórum y que la oposición se hiciera con el poder real de la Cámara Alta.

La ausencia del ex presidente permitió que el kirchnerismo ganara el primer round de un combate que tiene como premio, ni más ni menos, el reparto de las comisiones del Senado. Los pícaros reflejos del oficialismo o su falta de palabra, según quien lo cuenta, sirvieron para que el Gobierno se garantizara la Presidencia Provisional del Senado con José Pampuro. Esto es, el segundo puesto en el escalafón de la sucesión presidencial que no es bocado menor en la siempre convulsionada Argentina.

Había un pacto de caballeros entre ambos bloques que se incumplió. La oposición, con mayoría propia desde octubre, cedió con Pampuro a cambio de que el oficialismo no se levantara de sus escaños y se pudiera hacer el reparto de comisiones. El gesto era generoso ya que, al contar con la presencia de Menem, no necesitaban pactar nada. Todo cambió al no aparecer el ex presidente. El oficialismo se “avivó”, dio quorum para votar autoridades y colocar  a uno de los suyos y después tomó las de villa Diego.

El escándalo fue mayúsculo. La oposición, formada por un espectro variopinto de partidos y corrientes unidos por el espanto a la Administración Kirchner, se quedó desarmada. A la sorpresa le siguió la ira y a ésta, seguro, la venganza. “Será el próximo miércoles o al siguiente pero vamos a sesionar y a formar las comisiones. El Senado no puede estar paralizado y seguimos siendo mayoría”, advirtió Gerardo Morales de la Unión Cívica Radical (UCR).

Entre tanto Menem paseaba o jugaba al golf en su retiro de La Rioja. Algunos dicen que al ex presidente el Gobierno le amenazó con una batería de causas judiciales, otros que faltó para resurgir de sus cenizas y ocupar, como así es, las portadas de los periódicos de nuevo. Falso o verdad, lo cierto es que no fue y ahora los políticos recuerdan en un viejo slogan suyo: Menem lo hizo.

 

Política

Tags

Si quieres ponerte en contacto conmigo:

Entradas más recientes