ABC
| Registro
ABCABC de SevillaLa Voz de CádizABC
Blogs El talón de América por Carmen de Carlos

La Argentina de Maradona, un caso único.

Carmen de Carlos el

Argentina, sin un tropiezo, sigue en la carrera del Mundial

Argentina se mantiene sobre la ola triunfal del Mundial.

La selección de Maradona continúa regalando alegrías a golpe de goles. Hundido México (3-1) el próximo desafío es Alemania. “Déjenme disfrutar”, suplicaba “el Diego” para evitar un análisis que, obligatoriamente, resucitaría el fantasma de la derrota de los blanquicelestes en el 2006.

Este es un campeonato del mundo extraño. Los favoritos, como España, sudan la gota gorda para pasar la primera ronda. Inglaterra y Francia están de vuelta a casa. Brasil juega con los pies pero se olvida de la cabeza. Uruguay se planta en el mapa de Sudáfrica sin conocer bien las coordenadas… América Latina toma la delantera a Europa y no reniega de su identidad… Por primera vez Argentina siente que forma parte del continente y no se quiere parecer a nadie que no hable su idioma. Son otros tiempos.

Hasta el seleccionador parece haber salido de una terapia de lavado y centrifugado mental intensivo. Maradona está irreconocible. Piensa antes de hablar, se viste de traje y corbata en el campo (sugerencia de sus hijas) y de chándal en la rueda de prensa (idea suya). “El Pelusa” no despotrica, escucha, pide que le formulen las preguntas una por una y responde con ánimo de no ofender. El nuevo Maradona se ha reconciliado con las buenas maneras. Ya no piensa en él. Sólo piensa en ellos, sus jugadores, su país. El nacionalismo mejor entendido le ha puesto en un pedestal que es suyo por mérito propio.  Buenos Aires, Córdoba, Rosario, Mar del Plata… De Salta a Ushuaia la gente se ha puesto de pie para reconocer al César lo que, hoy por hoy, es del César. Es decir, de Maradona.

El próximo sábado la ola de la victoria puede desvanecerse en la arena de una Alemania que no perdona. También puede suceder que Argentina se tome la revancha y siga de fiesta en fiesta. Todo es posible, hasta que Maradona se quite la máscara y resucite el de siempre. En cualquier caso, será él mismo, un caso único.

Política
Si quieres ponerte en contacto conmigo:

Entradas más recientes