ABC
| Registro
ABCABC de SevillaLa Voz de CádizABC
Blogs El talón de América por Carmen de Carlos

Evo culpa al pollo de la homosexualidad y la calvicie

Carmen de Carlos el

 

El presidente de Bolivia inauguró ayer la Conferencia Mundial de Pueblos sobre el Cambio Climático, con unas declaraciones de alta temperatura. Evo Morales  explicó, ante una audiencia de veinte mil personas, que la homosexualidad y la calvicie son consecuencia del consumo de pollo.

 “El pollo tiene hormonas femeninas. Por eso, los hombres, cuando comen ese pollo tienen una desviación en su ser como hombres”. El discurso de Morales dejó asombrada a la audiencia pero…, no había hecho más que empezar. A renglón seguido le tocó el turno a las mujeres y en concreto a las jovencitas. El jefe del Estado recordó la preocupación de un padre por su hija. La niña, de año y medio, ” tenía sus senitos un poco hinchados y se le ha incrementado un poco la hinchazón”. La razón a esa anomalía es, según dijo, “el consumo de alimentos que se producen con hormonas como el pollo y ganado transgénicos”.

A lo largo de su intervención Evo Morales presentó un mundo terrible por la ingesta de unas aves que son de alto consumo en Bolivia. Los más perjudicados de esta dieta, según dijo, son los hombres blancos y los únicos que se salvan de su influjo pernicioso, son los indígenas. “La calvicia parece normal pero es una enfermedad. En Europa -garantizó-  casi todos son calvos. Es por las cosas que comen, mientras que en los pueblos indígenas no hay calvos porque no tenemos esas cosas. Pónganme como ejemplo a mí”, invitó mientras lucía su melena azabache.

 Para finalizar, Morales aseguró que la Coca-Cola también era perjudicial para la salud (ya lo había dicho antes Chávez con la Zero) y pronóstico los resultados de la peste del siglo XXI: De aquí a 50 años todo el mundo será calvo. Por tanto, no habrá peluqueros, será un desempleo”. Nadie dijo ni pio pero si le oye Cristina Kirchner pone el grito en el cielo.

Otros temas

Tags

Si quieres ponerte en contacto conmigo:

Entradas más recientes