Un rey cada cinco años en Malasia

Publicado por el Mar 10, 2008

Compartir

En Malasia, la monarquía no es hereditaria, sino rotatoria, ya que la corona se reparte cada lustro entre los sultanes de los nueve estados que forman el país.
Por eso, con toda la pompa y el exotismo de las monarquías del Lejano Oriente, el sultán Mizan Zainal Abidin fue coronado en diciembre de 2006 como el décimo tercer rey de Malasia, pero ni sucedía a su padre ni su antecesor había muerto antes de dejarle el trono. En un caso insólito en todo el mundo, la monarquía de Malasia no es hereditaria, sino rotatoria, por lo que la corona va pasando cada cinco años entre los sultanes de los nueve estados que componen esta nación del Sureste Asiático.

Antes de que Mizan Zainal Abidin fuera entronizado, el anterior soberano, Syed Sirajuddin Syed Putra Jamalullail, recogió sus bártulos del Palacio Real de Kuala Lumpur y regresó a sus 63 años a su estado de Perlis tras pasarse un lustro como monarca de Malasia.
En una vistosa ceremonia, su sucesor, que vestía de amarillo por ser el color real, fue saludado con 21 salvas de honor en el Parlamento, donde lo recibieron el primer ministro, Abdullah Ahmad Badawi, y los ministros de su Gobierno. A continuación, y a bordo de su Rolls Royce, Mizan Zainal Abidin se dirigió al Palacio Real, donde juró como nuevo Yang di-Pertuan Agong, el nombre que recibe el rey en malayo.
Con 44 años, el sultán del estado de Terengganu, rico en yacimientos de petróleo y gas, es el segundo soberano más joven del país desde que este sistema rotatorio fuera introducido por los británicos al final de la época colonial, en los años 50.
Aunque el monarca es sólo una figura ceremonial en Malasia, un país regido por una democracia parlamentaria, goza de gran prestigio entre los malayos musulmanes, que conforman el 60 por ciento de los 26 millones de habitantes, por atesorar las más ancestrales tradiciones culturales y erigirse como cabeza del Islam.
De hecho, la proclamación de Mizan, que corrió a cargo del primer ministro Abdullah, terminó con oraciones y bendiciones.
El nuevo rey de Malasia, un experimentado jinete que representaba a su país en los Juegos Asiáticos de Doha y tuvo que volver a Kuala Lumpur para la coronación, ha estudiado en Australia y en la Universidad Internacional Americana de Londres. Además, ha recibido formación militar en la Academia Británica de Sandhurst. Nombrado sultán en 1998, Mizan está casado con la reina Nur Zahirah y tiene cuatro hijos, uno de los cuales, de ocho años, ha sido designado regente de Terengganu mientras su padre ocupa el trono hasta 2012.

Foto del rey Mizan Zainal Abidin durante su coronación: AFP

Compartir

ABC.es

Tras un biombo chino © DIARIO ABC, S.L. 2008

China y Asia ya plantean al mundo los principales retos del futuro, como la superpoblación, el desarrollo insostenible y la contaminación de sus megalópolis plagadas de rascacielos, pero también cuentan con paraísos naturales como el Tíbet, Tailandia o Mongolia. Descubrir sus contrastes es comprender el mundo del mañana.Más sobre «Tras un biombo chino»

Calendario
marzo 2008
M T W T F S S
« Feb   Apr »
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930
31