Cómo desarrollar tu propia plantilla para el blog

Publicado por el nov 30, 2009

Compartir

Blogs¿Te gustaría tener una de esas plantillas elegantes para WordPress o para Blogger? Es tan fácil como instalar (operación que requiere tan solo la descarga de los archivos que componen la plantilla y su activación) una de ellas desde cualquier de los miles de sitios dedicados al asunto. Sin embargo, es habitual que, tras unos primeros pasos utilizando las plantillas que vienen por defecto en los sistemas de publicación, o descargándose uno de esos fabulosos themes, uno quiera experimentar algo más avanzado, desarrollando la suya propia. En la mayoría de las plataformas de blogging se pueden modificar directamente los códigos HTML y CSS pero eso requiere mucha paciencia y algo de conocimientos técnicos. Aunque, de todas formas, esta opción, y jugar con los widgets pre-establecidos (pequeños fragmentos de código que el usuario puede pegar y mover dentro del sidebar o cualquier otro lugar de la página), es suficiente para disponer de una plantilla más que aceptable.


Una mala plantilla puede arruinar tu blog. Así que, si vas a desarrollar la tuya propia, es imprescindible cuidar una serie de aspectos importantes. Los fundamentales los podemos agrupar en dos grupos: diseño gráfico y ubicación de los elementos. Tanto uno como otro influyen, además, en la accesibilidad y usabilidad de la página. Y en temas como el rendimiento de sistemas de publicidad, como Adsense de Google. Uno se puede sorprender de cómo un, aparentemente inocente, cambio de plantilla puede atraer mucho más tráfico y generar el doble de ganancias adsense.

En cuanto al diseño, si bien es cierto que para gustos están los colores, está demostrado que hay determinados factores que benefician o hunden un blog. Tamaño de letra demasiado pequeño, colores oscuros, contrastes inadecuados, gráficos en movimiento, enlaces confusos, sobrecarga de elementos, etc. darán al traste con tu página. Es mejor un diseño limpio, fondos claros y textos legibles sin esfuerzo visual. La cabecera es lo primero que ven tus lectores. Si puedes, diseña una que identifique bien tu blog, con un logo original o una imagen que lo defina.

¿Qué elementos incluir y cómo distribuirlos? No hay reglas fijas pero sí tenemos una idea de lo quiere la mayoría de lectores de blogs. Así que no inventes ni experimentes demasiado con ello. Los blogs de una única columna estuvieron bien como exploración pero no permiten una adecuada colocación de los elementos. Lo mismo sucede con las plantillas estilo “magazine”. Si no se hace bien, son ideales para despistar completamente al lector.

Los siguientes elementos son fundamentales:

- Un menú superior (debajo de la cabecera) con las siguientes opciones: Información sobre el autor del blog (“sobre mí”), cómo contactar con él, categorías y archivos. La navegación a través del histórico del blog es vital. No hay nada peor que el lector no pueda encontrar fácilmente información antigua. Yo no soy partidario de los calendarios, hacen muy tediosa la búsqueda; es mejor ofrecer la lista completa de posts por meses y categorías.

- Sidebar. Los siguientes elementos pueden ir en la columna lateral, preferiblemente a la derecha y en este orden: caja de búsqueda bien visible (para encontrar posts publicados que hablen de un determinado asunto), icono RSS (para facilitar la suscripción en agregadores de feeds), posts y comentarios recientes, nube de etiquetas (tags) y blogroll (lista de links preferidos).

Esos son los puntos básicos pero, lógicamente, existen otros que se pueden añadir a gusto del autor del blog. En un artículo posterior veremos de qué manera es conveniente situar los anuncios de publicidad. Y últimamente, claro está, es necesario insertar widgets que integran nuestro blog con Twitter y redes sociales. Por ejemplo, se suele incluir en la parte superior del sidebar nuestro tweet más reciente, pequeños botones o banners con enlaces a nuestros perfiles en los sitios sociales en los que participamos: Facebook, Delicious, Friendfeed, Tumblr, etc.

Tenemos el diseño y la situación de los elementos, ¿cómo desarrollamos el código de una plantilla para WordPress o Blogger?. Si tienes conocimientos de programación, construir un theme de WordPress, por ejemplo, no es difícil. También puedes crear un theme en blanco. Realmente no son themes vacios sino themes simples, minimalistas y poco sofisticados, ideales para aprender la estructura e ir retocando a nuestro gusto. La solución más rápida, sobre todo si carecemos de tiempo (¡quién no carece de tiempo!).

Pero la mejor forma, si no eres técnico o no dispones de tiempo, es utilizar un generador de plantillas, como Template Generator o WordPress Theme Generator (para WordPress). O doTemplate (para WordPress y Blogger). Con un par de clicks tendrás una plantilla, desarrollada por ti, lista para usar.

Origen de la imagen: inju (Flickr CC)

Compartir

ABC.es

Weblog Magazine © DIARIO ABC, S.L. 2009

Noticias y tutoriales sobre blogging y medios socialesMás sobre «Weblog Magazine»

Etiquetas
Calendario de entradas
abril 2017
L M X J V S D
« mar    
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930
Tweets recientes