El director financiero, nuevo asesor de los órganos de dirección e impulsor del negocio

El director financiero, nuevo asesor de los órganos de dirección e impulsor del negocio

Publicado por el oct 13, 2014

Compartir

José Luis Roncero, director de ventas de ERP para Oracle Ibérica

El papel del CFO (director financiero) ha experimentado una profunda transformación en los últimos años. El efecto de la crisis, la irrupción de la tecnología y la necesidad de ser siempre más competitivos han forzado que esta figura se haya convertido en una extensión del CEO. Este ha sido uno de los temas principales tratados en el Modern Finance Day, un evento celebrado el pasado 9 de octubre en el madrileño Palacio de Cibeles, en el que se señaló que el CFO ha de ser un brazo que debe velar por la implementación de las estrategias oportunas para impulsar el aprovechamiento y rendimiento de todos los recursos de la empresa.

El CFO se ha convertido en un asesor de los órganos de dirección; un gurú que, en estrecha colaboración con los expertos de Tecnología, Marketing o RRHH, debe diseñar la estrategia para consolidar y hacer crecer el negocio en un contexto económico en el que es irrenunciable disponer de herramientas 100% fiables para la toma de decisiones; herramientas que permitan identificar nuevas oportunidades de negocio y habilitar los recursos para soportarlas.

En el nuevo escenario, los directores financieros han dejado atrás las típicas funciones de contabilidad soportadas en las tediosas hojas de cálculo y aplicaciones heredadas, y han asumido, por fin, un rol  diferente, más integrado en el círculo de poder de la compañía, asesorando a los órganos de dirección en torno a las medidas a integrar para hacer viable el cumplimiento de los objetivos estratégicos de la compañía.

Más cerca de la dirección estratégica de las empresas, los CFOs han asumido que su visión de las finanzas debe ser más amplia y que debe manejar los recursos necesarios para tomar decisiones, en tiempo real, que permitan a la empresa incrementar sus cotas de eficiencia, oportunidad y competitividad.  El CFO debe conocer las necesidades tecnológicas de su empresa, y también saber que existen tecnologías avanzadas que pueden liberar a él y a los equipos de su departamento y de otros de tareas rutinarias que son escasamente rentables para el negocio y que, sin embargo, les resta un tiempo precioso que podrían dedicar al desarrollo de aquellas actividades que realmente aportan valor al negocio.

Tecnologías para la gestión en Cloud, el Big Data, que incorpora datos no estructurados en los procesos de planificación para ajustar al máximo las previsiones, y la movilidad están aportando resultados sorprendentes en el día a día de los departamentos financieros, permitiendo optimizar todos sus procesos, generando nuevo valor y, por tanto, nuevos ingresos.

Incorporando sistemas de gestión de recursos de empresa (ERP en la nube) y de gestión del rendimiento empresarial (EPM), los departamentos financieros de las empresas modernizan su estructura, soportando un amplio rango de procesos de gestión del rendimiento financiero y estratégico, lo que revierte en la expansión del negocio. Y siempre con plenas garantías en lo que respecta a la seguridad de los datos.

La transformación digital en las empresas provoca una revolución a todos los niveles para satisfacer la demanda de servicios y formas de hacer que reclaman el mercado y la sociedad debido a la habilitación que les ha proporcionado la tecnología. Estas demandas se focalizan en dar respuesta a la mejora de la eficiencia,  a la relación personalizada, a la ubicuidad, inmediatez, a disponer información precisa en el momento preciso, etc y se materializan en los conceptos tecnológicos que están en boca de todos: redes sociales, movilidad, Big Data, y experiencia de usuario. Añadido a ello, se incorpora un acelerador que permite que la trasformación digital en el área financiera pueda implementarse de manera más rápida, más sencilla y a menor coste: hacerlo en la nube.

Incorporando sistemas de gestión de recursos de empresa (ERP) y de gestión del rendimiento empresarial (EPM) en la nube, los departamentos financieros aprovechan todos los beneficios derivados de la transformación digital, más aquellos que simplifican su puesta en marcha por hacerlo en la nube, de forma que las empresas modernizan su estructura y sus funciones soportando un amplio rango de procesos de gestión del rendimiento financiero y estratégico, y lo pueden revertir en la expansión del negocio. Y siempre con plenas garantías en lo que respecta a la seguridad de los datos.

Estas herramientas permiten ganar visibilidad de todas las áreas del negocio, proporcionando información actualizada y precisa de cara a que el departamento de finanzas pueda abordar la planificación, presupuestación, previsión, gestión, informes, cierre financiero, cuadros de mando, costes y rentabilidad, consolidación y otras funciones.  Con todos estos parámetros en la mano, la implementación de las estrategias necesarias para impulsar el aprovechamiento y rendimiento de los recursos de la empresa será más ágil y certera.

Compartir

ABC.es

Visión Oracle © DIARIO ABC, S.L. 2014

Los modelos de negocio que han imperado hasta ahora están en pleno proceso de transformación. Las tecnologías están cambiando las empresas, sus procesos, los modos y maneras de gestionar la relación con los clientes... Más sobre «Visión Oracle»

Categorías
Etiquetas
Calendario de entradas
octubre 2014
L M X J V S D
« sep   nov »
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
2728293031