Plan B, para Caja Castilla la Mancha: intervención

Publicado por el mar 29, 2009

Compartir

Ante las crisis financieras hay un Plan A, que consiste el lavar la ropa sucia dentro del propio sector: una entidad buena y con capacidad compra la mala y procede a ajustar lo que fuera menester. Este plan A tiene dos variantes: la primera, la más benévola, consiste en acuerdos entre los interesados sin más intervenciones adicionales que el conocimiento de las autoridades y la bendición de sus accionistas. Suele requerir discreción y mucha limpieza. Y la segunda es que además requiera ayudas externas, es decir facilidades adicionales aportadas por los sistemas de garantía u otros organismos semejantes. En este caso requiere rapidez y trasparencia.

En el caso de la Caja de Castilla la Mancha (CCM) el Plan A ha fracasado, el comprador no lo ha visto suficientemente claro o no ha estimado suficientes los apoyos a la operación.

Cuando fracasa el Plan A y se sabe es urgente poner en marcha el Plan B en cuestión de horas, porque las entidades financieras soportan mal la intemperie, la sospecha de insolvencia. Y ese Plan B pasa porque alguien muy solvente, la propia autoridad supervisora, se haga cargo del enfermo y proceda a un reajuste total que empieza por la suspensión de los ejecutivos y la posterior exigencia de responsabilidades, si hubiera caso.

Hay un Plan C en el caso de fracaso del Plan B o de imposibilidad de materializarlo. Se trata de la quiebra, que suele arrastrar consecuencias inquietantes para terceros de buena fe (depositantes y acreedores) atrapados en la insolvencia.

En el caso de la CCM el banco de España ha decidido poner en marcha el Plan B, una vez constatado el fracaso del Plan A, una vez que Unicaja no ha asumido el papel de salvador.

La crisis financiera norteamericana reciente ha conocido todos los casos posibles: al Plan A correspondió la operación de JPMorgan con Bear Stearns; de Bank of America con Merryll Lynch y la de Wells Fargo Wachovia. Al Plan B corresponden las intervenciones de bancos como Northern Rock o RBS, en Gran Bretaña. Y al Plan C el caso de Lheman.
Y hay muchos otros casos a lo largo d elos últimos meses.

En España también hay experiencias anteriores en todos los sentidos, desde la intervención de Banesto a los rescates de Banco Urquijo, Banco Unión y cincuenta más, incluida alguna caja.

El Banco de España ha activado el Plan B para la CCM, es una solución que requiere ahora nueva gestión y revisión a fondo para una posterior liquidación o venta a otra entidad. No va a ser la última operación de este tipo. La única lección del caso es que quizá debían haber comenzado por este Plan a la vista del fracaso del Plan A. En estas materias, contemplaciones las mínimas, la enfermedad avanza y crea metástasis.

Compartir

ABC.es

Nuestro Dinero © DIARIO ABC, S.L. 2009

La economía se ha convertido en la principal preocupación de todos nosotros. En este sitio encontrarás pistas certeras para comprender qué está pasando con nuestro dinero. Más sobre «Nuestro Dinero»

Etiquetas
Calendario de entradas
mayo 2017
L M X J V S D
« abr    
1234567
891011121314
15161718192021
22232425262728
293031