Garoña o industrializar lo industrializado

Publicado por el jul 2, 2009

Compartir

El presidente Zapatero manda e impone su criterio. Garoña se cierra porque eso es lo que se ajusta al pensamiento del presidente. Que sea el 2011 o el 2013 es poco relevante, lo fundamental es el cierre. Las recomendaciones de un organismo independiente con facultades específicas en la materia son papel mojado. Es cierto que el gobierno tiene facultades para hacer caso omiso de las recomendaciones, pero los argumentos utilizados son endebles y revelan un déficit institucional. Los miembros del Consejo de Seguridad Nuclear, con semejante coherencia que el presidente Zapatero, debían mandarle la carta de dimisión por la irrelevancia de su tarea.
El argumento central del cierre, la excusa Zapatero, es que Garoña produce más residuos que otras centrales, lo cual merece comentarios técnicos bien fundados. Los otros argumentos utilizados con ligereza por Zapatero días atrás no se han repetido ahora una vez verificado que carecían de base.
Para amortiguar los efectos de la medida el ministro de Trabajo va a tirar de BOE para prometer a los perjudicados por el cierre con caramelos y espejitos. No aludió al parador de turismo en Aranda de Duero, a más de 100 kilómetros, que algún gracioso coló en la información del miércoles. Pero si propuso un plan de reindustrialización para el valle de Tobalina. Un propósito que corresponde más a la voluntad que a la oportunidad.
Ese valle ya estaba industrializado con la planta nuclear, reindustrializar de nuevo esa zona resulta cuando menos paradójico, cuando no patético o improbable. ¿Qué industria puede ser viable en ese valle?
El gobierno ha impuesto su criterio por razones ideológicas, en contra de la corriente de los tiempos. Una decisión con costes elevados de los que tendrá que responder. El rostro del ministro de Industria en la rueda de prensa era un poema de incomodidad y desasosiego. Y su comentario final a los trabajadores de Garoña: “este ministerio no os va a abandonar” era elocuente del disparate. ¿Por qué no hay que olvidar a esos trabajadores y si a los demás que quedan desempleados por razones fundadas?
El caso Garoña es indicativo de un gobierno poco preparado, con poco fundamento, testarudo e irresponsable.

Compartir

ABC.es

Nuestro Dinero © DIARIO ABC, S.L. 2009

La economía se ha convertido en la principal preocupación de todos nosotros. En este sitio encontrarás pistas certeras para comprender qué está pasando con nuestro dinero. Más sobre «Nuestro Dinero»

Etiquetas
Calendario de entradas
enero 2017
L M X J V S D
« abr    
 1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
3031