Empleo: si va bien, ¿por qué nos sentimos tan mal?

Publicado por el Aug 30, 2013

Compartir

Tanto las palabras de la ministra de Empleo como el informe presentado al Parlamento sobre la Reforma Laboral resuman optimismo, esperanza, confianza en el futuro. La Reforma ha evitado males mayores, aunque no ha traído aun bienes mayores. Sin la reforma estaríamos mucho peor.  Esa es la proposición básica del ministerio y de la ministra, lo cual es más una opinión que un relato de hechos, porque estos son poco amables. Como a la fecha no hay filtraciones ni avances de los datos de paro registrado y de afiliación a la seguridad social durante agosto (se harán públicos la próxima semana) cabe sospechar que no son tan buenos como los del cuatrimestre anterior (abril-julio) con 300.000 parados menos y 250.000 afiliados más. El efecto estacional del verano empizará a desinflarse  este fin de semana, en cuanto concluyan buena parte de los contratos de temporada de verano.

La ministra sostiene que la Reforma permite crear empleo con tasas de crecimiento más bajas que antes, que ahora bastará con superar el 1% dee aumento de PIB para que reaparezcan las ofertas de trabajo. Es una hipótesis no verificada que, por tanto, hay que someter a duda. una hipótesis que tiene su zona de sombra ya que una tasa de aumento del empleo por encima del crecimiento supondría pérdida de competitividad, que es antesala de más paro.

El discurso económico oficial se ancla al optimismo, entre otras por razones políticas, para encubrir tensiones partidistas con el argumento de que hay que proteger la recuperación de cualquier incertidumbre. El argumento es pobre, desolador por tramposo, pero es reiterado ante los micrófonos. El problema es que el argumento no cala, no consigue crédito; peor aun, añade descrédito. La Reforma Laboral contribuirá al empleo cuando la crisis esté superada y la economía confirme una fase de crecimiento sostenido; mientras eso no ocurra, la reforma solo sirve para flexibilizar, es decir reducir empleo en la fase de estancamiento o recesión. Explicar esa dinámica en vez de vender optimismo sin fundamento sería más útil para devolver la confianza. Porque si todo va tan bien, ¿Por qué la gente siente tanta decepción?

 

Compartir

ABC.es

Nuestro Dinero © DIARIO ABC, S.L. 2013

La economía se ha convertido en la principal preocupación de todos nosotros. En este sitio encontrarás pistas certeras para comprender qué está pasando con nuestro dinero. Más sobre «Nuestro Dinero»

Etiquetas
Calendario de entradas
octubre 2017
M T W T F S S
« Apr    
 1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
3031