Con Zidane las cosas de Palacio van deprisa

Publicado por el ago 24, 2016

Compartir

Los entes históricos como el Real Madrid son más que un club, son una filosofía de vida. El Real Madrid sí que es más que un club. Es una institución que ha creado desde los años cincuenta la mayor cantera de futbolistas profesionales de España. El éxito mundial del Real Madrid de las Copas de Europa supuso el germen de una dedicación por hacer semillero y surtir al primer equipo de buenos futbolistas que fueran el compendio a las figuras de Di Stéfano, Kopa, Puskas y Gento.
Desde entonces, la cantera alimentó al primer equipo y a otras muchas plantillas de otros clubes con jugadores blancos, porque no había sitio para todos en el Real Madrid. En los años ochenta se contabilizaron doscientos futbolistas de la cantera madridista jugando en Primera. Hoy, la historia se repite. Y Zidane da valor a La Fábrica.
El entrenador francés llegó el 4 de enero y quiso revolucionar la preparación física. Silencioso, con pocas palabras, en tono bajo y muchos hechos, el francés ha llevado a cabo lo que tenía planificado, sin declaraciones altisonantes, ni polémicas mediáticas. Nada más aterrizar en el primer equipo adujo que el conjunto necesitaba una pretemporada para adquirir mayor velocidad y resistencia. Y quiso que los futbolistas con nombre demostraran su verdadero nivel de rendimiento en el juego del equipo, porque Casemiro, Lucas, Pepe y otros teóricos suplentes presionaban para jugar ya.
Muchos incrédulos comentaron que Zidane no se atrevería a sentar a hombres fichados por Florentino Pérez. Esos críticos que manifestaron que nadie puede mover los viejos muros instaurados en el club, comprobaron que las cosas de Palacio ya no van despacio, sino que con Zizou van deprisa. Porque ha revolucionado la forma de trabajar del equipo y ha aplicado el lema de que juega quien rinde, sin mirar caché. Zidane no espera, porque a él no le van a esperar. Le eixgen resultados o a la calle. y es lo que ha hecho. Ganr y dejar en el banquillo a quienes rinden menos. En marzo dejó a todos boquiabiertos. Tras observar el rendimiento durante dos meses, quitó del once a James, a Isco y a Varane y colocó en la alineación a Casemiro, Lucas y Pepe. Así triunfó.
Exigió mayor ritmo físico, correr individualmente un promedio de once kilómetros por partido. Y quien lo hizo, jugó. A la chita callando, Zinedine ha impuesto su ley. Hoy, esa ley es norma. Fichó a Pintus para que su premisa física se hiciera indispensable. Y comenzó la temporada con la exigencia de jugar con los mejor preparados para ganar la Supercopa. La conquistó con Asensio y Morata, recién llegados, y con teóricos suplentes como Kovacic. En el banquillo estaban Isco y James.
Dos semanas después, comenzó la Liga que le obsesiona con los mismos muchachos. Isco y James estaban de nuevo en la banqueta. Y el Real Madrid venció 0-3.
Zinedine da el mérito a la filosofía Pintus. Los jugadores elogian a Zizou. Y el francés alaba la actitud de su plantilla. El entrenador quiere obtener el título liguero. Para el responsable del Real Madrid prima la regularidad de su trabajo y esa regularidad se demuestra en la Liga. El galo ha conseguido que las cosas de Palacio vayan deprisa, deprisa. No pueden perder títulos en las primeras siete jornadas. Con él, no.

Compartir

ABC.es

Tiro al blanco © DIARIO ABC, S.L. 2016

Los aficionados del Real Madrid recibirán información y opinión diaria del equipo, con datos confidenciales, previsiones de futuro y también un toque de humor blanco Más sobre «Tiro al blanco»

Etiquetas
Calendario de entradas
diciembre 2016
L M X J V S D
« nov    
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
262728293031