La OTAN y el dilema Este-Sur: claves de la Cumbre de Varsovia (8-9 julio)

La OTAN y el dilema Este-Sur: claves de la Cumbre de Varsovia (8-9 julio)

Publicado por el may 11, 2016

Compartir

 

Varsovia se prepara ya para acoger en dos meses, los próximos 8 y 9 de julio, la Cumbre de jefes de Estado y de Gobierno de la OTAN a la cual acuden los aliados con preocupaciones y amenazas diversas.

Por un lado, los países de Europa del Este -con Polonia, Estonia, Letonia y Lituania a la cabeza- acudirán a la cita extremadamente preocupados por una amenaza que consideran «existencial»: la Rusia de Putin y su hiperactividad militar al otro lado de la frontera.

Por otro lado, los países de la ribera mediterránea y occidentales -España, Francia, Italia o Grecia, también Bélgica, Holanda o Reino Unido- para los cuales el foco de la amenaza se sitúa en el yihadismo, la guerra de Siria, Sahel o Libia y, en el plano de las inestabilidades, con la crisis migratoria que amenaza ahora de nuevo a la vía Libia hacia Italia.

Aunar estas dos sensibilidades se presume como el gran reto al que se enfrentarán los 28 líderes congregados ante un escenario que es orgullo de Polonia, el Estadio Nacional.

 

Estadio Nacional de Polonia, en Varsovia, donde tendrá lugar los actos principales de la Cumbre de la OTAN el 8 y 9 de julio /E. v.

Estadio Nacional de Polonia, en Varsovia, donde tendrá lugar los actos principales de la Cumbre de la OTAN el 8 y 9 de julio /E. V.

 

Y es que será en esta instalación de ocio multiusos -donde se inauguró la Eurocopa de 2012 que coorganizaron Polonia y Ucrania- donde los 28 países de la OTAN abordarán dos cuestiones principales: qué presencia militar desplegarán en el flanco Este para disuadir a Rusia de cualquier otra intervención en la zona; qué medidas pueden tomarse para luchar contra el yihadismo y la inestabilidad en el flanco Sur.

Desde Polonia, el mensaje que transmite su Gobierno es claro: «Necesitamos tropas de la OTAN permanentes en el Este. ¿Cómo? Es un asunto aún en debate. Pero que estén presentes cada día del año», afirmó el ministro de Defensa, Antoni Macierewicz, en una comida a la que pude asistir este martes -con otros diez periodistas europeos- y en la que también estaban presentes la primera ministra de Polonia, Beata Szydlo, y el ministro de Asuntos Exteriores, Witold Waszczykowsk.

«Rusia es un estado agresivo, las tropas rusas se despliegan cada vez más junto a nuestras fronteras, lo vemos también con su aviación en el Báltico. Además, sus misiles balísticos Iskender están cerca de nuestras fronteras, en Kaliningrado. Queremos estar preparados para la reacción. Es por eso que necesitamos la presencia militar de la OTAN todos los días », enfatizó el ministro de Defensa.

 

El ministro de Exteriores polaco, , junto al secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, durante la presentación del loto de la Cumbre / E.V.

El ministro de Exteriores polaco, Witold Waszczykowski, (izq.) junto al secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, durante la presentación del loto de la Cumbre / E.V.

 

La primera ministra polaca, Beata Szydlo, y el ministro de Asuntos Exteriores, Witold Waszczykowski, también subrayaron que la Cumbre de Varsovia Cumbre debe concluir con «soluciones concretas» para hacer frente a una amenaza (Rusia) que podría «destruir» a Polonia y los estados bálticos.

En febrero, los ministros de Defensa de la OTAN ya acordaron fortalecer la presencia militar de la Alianza en el flanco oriental. Tal presencia sería «multinacional, para dejar claro que un ataque contra un aliado es un ataque contra todos los aliados», subrayó entonces el secretario general de la OTAN, el noruego Jens Stoltenberg.

¿Entre los planes? Un batallón en Polonia y en cada uno de los tres estados bálticos (aproximadamente de 800 a 1.000 militares en cada país); o, una versión más modesta, un batallón de la OTAN en la zona. Esas tropas podrían desplegarse de modo rotatorio (cada seis meses) como ya se hace en el caso de la misión de la Policía Aérea del Báltico desde 2004, aunque aquí los periodos son de cuatro meses.

Toda esta arquitectura de seguridad en el Este deberá compatibilizarse con la recién creada Fuerza de Muy Alta Disponibilidad (VJTF, en sus siglas inglesas) cuya fuerza de reacción rápida terrestre líder este año España desde el cuartel general terrestre de alta disponibilidad de la OTAN de Bétera (Valencia).

 

Croquis de una de las maniobras militares (Anakonda-16) que tendrá lugar en Polonia en junio con Kaliningrado (Rusia) como referente en el croquis US ARMY

Croquis de una de las maniobras militares (Anakonda-16) que tendrá lugar en Polonia en junio con Kaliningrado (Rusia) como referente en el croquis US ARMY

 

Sin ir más lejos, tropas de la Brigada Ligera Aerotransportable «Galicia» VII (Brilat), unidad designada para este cometido, ya se encuentran en Polonia para desarrollar tres ejercicios multinacionales previos a la Cumbre de Varsovia. Será una demostración de fuerza previa de la OTAN.

La Alianza Atlántica -no olvidemos que nos encontramos ante la última gran Cumbre de la OTAN de Barack Obama- quiere también elevar tras Varsovia un «claro mensaje de unidad». Las delegaciones trabajan contrarreloj sobre ello. A estas cumbres se suele ir ya con todo, o casi, cerrado.

«Diferentes amenazas, diferentes soluciones. Pero unidos», resumió el ministro de Exteriores polaco quien también ofrece la «solidaridad de Polonia, algo especialmente significativo en nuestro país» para combatir el yihadismo y estabilizar el flanco sur.

 

Sirena de Varsovia, en el Stare Miasto o Casco Viejo de la ciudad, reconstruido tras la Segunda Guerra Mundial / E. V

Sirena de Varsovia, en el Stare Miasto o Casco Viejo de la ciudad, reconstruido tras la Segunda Guerra Mundial / E. V

 

En Varsovia se reunirán 60 delegaciones con unos 5.000 representantes aproximadamente. Además se espera unos 2.000 periodistas acreditados de todo el mundo. El temor a que Rusia pueda realizar una acción de intimidación (una demostración de fuerza en algunos de los escenarios donde está presente) también es una preocupación que sobrevolará la cumbre, nos reconocen fuentes de la organización.

Un mecanismo más rápido para adoptar decisiones militares en la OTAN, la denominada guerra híbrida, la ciberdefensa, el compromiso de alcanzar el 2% del PIB en los presupuestos de defensa, la invitación a Montenegro a convertirse en el estado miembro 29 de la OTAN o la creciente preocupación de la expansión rusa en el Ártico (¿una tercera sensibilidad escandinava para el futuro?) serán también algunos de los asuntos que los líderes de la OTAN tratarán en el Estadio Nacional de Varsovia.

 

En el discutido Palacio de la Cultura («regalo» de Stalin al pueblo polaco) tendrá lugar una cena de bienvenida a los periodistas el 7 de julio / E. V.

En el discutido Palacio de la Cultura («regalo» de Stalin al pueblo polaco) tendrá lugar una cena de bienvenida a los periodistas el 7 de julio / E. V.

 

Seguir a @Villarejo en Twitter

Por Tierra, Mar y Aire en Facebook

 

TE PUEDE INTERESAR:

- España exhibirá su mayor despliegue militar en junio con la OTAN y en Polonia

- ¿Quién compone la «punta de lanza» de la OTAN que comanda España?

- Bétera liderará efectivos de cinco países en el despliegue más rápido de la OTAN

- España, lista para liderar en 2016 la reacción rápida de la OTAN en el Este

- Cazas españoles en la guerra híbrida de Putin

- La OTAN adelanta a 2015 su capacidad para desplegar tropas terrestres «en días» frente a Rusia

 

 

 

Compartir

ABC.es

Por Tierra, Mar y Aire © DIARIO ABC, S.L. 2016

ABC por Tierra, Mar y Aire pretende ser una ventana para la Defensa Nacional, ese bien intangible a veces tan maltratado y poco valorado por ciudadanos y políticos.Más sobre «Por Tierra, Mar y Aire»

Etiquetas
Facebook
Twitter