Pizza Jardin, una franquicia con sabor

Pizza Jardin, una franquicia con sabor

Publicado por el ene 7, 2016

Compartir

De mi etapa trabajando en un restaurante italiano aprendí dos cosas. La primera, que los manteles infantiles para colorear son impagables. La segunda, que las personas somos gente de costumbres. Siempre había quien, cada fin de semana, venía y pedía exactamente lo mismo para comer. Yo nunca he llegado a ese punto (todas las semanas lo mismo me parece demasiado), pero reconozco que hay un lugar al que voy, de tiempo en tiempo, y pido exactamente lo mismo: el Pizza Jardin.

Hace poco quise volver, tras haber desaparecido el que había en la plaza de Colón, también el de Duque de Sesto y parece que también el de Alberto Alcocer. Acabé yendo al de San Francisco de Sales número 25, pero con la triste sensación de que cada vez hay menos locales y la mayoría de los que quedan están en centros comerciales a las afueras de Madrid. Aunque sea una franquicia, y puede que por motivos sentimentales (aunque es un restaurante que nunca me ha fallado al llevar a alguien), creo que se merece una pequeña reseña.

Los entrantes suelen ser generosos, por lo que desde hace algún tiempo también se pueden pedir medias raciones. En mi caso, pedí una entera de mozzarella a la Toscana (7,95 euros), que son los clásicos fingers (sin ser de los grasientos) de queso suave acompañados por una salsa toscana de tomate con orégano y albahaca (que les queda genial) y media ración de alitas de pollo a la genovesa (4,18 euros), que vienen fritas, muy crujientes y con algo de miel, pero sin llegar a estar empalagosas pese a lo que pueda parecer. En otras ocasiones han estado mejor que en esta, lo reconozco, ya que la miel se había quedado algo fría y había algunos «pegotes» que parecían más caramelos pegados que el recubrimiento de la carne. Pero en general me gustan tanto que en casa he adaptado esta receta, aunque en vez de freír las alitas, van al horno y en los últimos minutos echo algo de miel, las doy la vuelta varias veces y luego las cumplimento con pimentón dulce (sí, quizá las mías sí que están algo empalagosas…).

pizza-jardin-alitas pizza-jardin-mozzarella

Para el segundo, sin duda yo me quedo con las pizzas, de masa fina pero tierna y de buena calidad. En concreto, tengo debilidad por la Piamontesa (8,91): con tomate, mozzarella, queso de cabra con cebolla confitada y manzana asada. Además, existe la posibilidad de hacer la pizza tamaño «Coliseum» (de 32 cm) por un euro más, una opción muy interesante si es para compartir. Por otra parte, aunque reconozco que yo nunca he echado mano de ello, hay un par de pizzas especiales para celíacos y también se pueden pedir las bases de las pizzas integrales.

 pizza-jardin-pizza

Para terminar, en esta ocasión no pedí postre, pero cuando he tenido antojo siempre me he decantado por una fondue de chocolate (4,95 euros)…. chocolate negro caliente para ir recubriendo los trozos de tres tipos distintos de fruta de temporada (fresas, peras, plátanos, manzanas, piña…). Eso sí, hay que tener ganas porque llena muchísimo.

El trato fue correcto (nunca he tenido queja) y, al final, comiendo dos personas bien y bastante (e incluyendo bebidas), la cuenta fueron 30 euros clavados. De ahí mi sensación, la de no entender por qué, poco a poco, van quedando menos.

 

¿Has estado en Pizza Jardin? ¡Dinos qué opinas tú!

Calle San Francisco de Sales, 25, Madrid

Teléfono (+34) 91 549 10 53

Recuerda que puedes seguirnos en Twitter en @rutadelmcrib y en Facebook a través de nuestra página

 

 

Compartir

ABC.es

La ruta del McRib © DIARIO ABC, S.L. 2016

En la ruta del McRib hablamos de comida joven y accesible, de consumo habitual —por lo económico y cotidiano—, sin renunciar a comentarlo todo, porque todo cuenta. Queremos descubrirte nuevos locales pero también las variaciones en carta de otros viejos conocidos. Más sobre «La ruta del McRib»

enero 2016
L M X J V S D
« dic   abr »
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
25262728293031