Tanatotoriu, el requiem del bable

Publicado por el sep 14, 2012

Compartir

 

bable.jpg

    En el preámbulo de su primer Estatuto de autonomía, los andaluces pasaban de sostener “pruritos idiomáticos o dialectales, que también pudiéramos mantener con solo aplicar a la expresión ortográfica las peculiaridades fonéticas del habla meridional”.
    La madre del cordero, lo de los andaluces.
    Pero el desprecio de la fonética popular es un prejuicio antidemocrático contra el que, al parecer, hay que rebelarse, como han hecho los catalanes.
    Los catalanes, explica Pemán, cuando empezaron a recrudecerse en su autonomismo, se encontraron con que el idioma catalán estaba muy castellanizado, y fundaron el Institut d’Estudes Catalans, que tuvo por muy principal objeto el volver el catalán hacia atrás. Por ejemplo, en catalán, en el siglo diecinueve, se decía “paraula”, pero el Intitut sustituyó ese vocablo por “mot”, menos común, pero más separatista.
    En 1986 se hizo famosa la respuesta que el director de la empresa andaluza Isleña de Navegación dio en “andalú” al consejero del Área de Juventud del Ayuntamiento de Barcelona, que le había escrito en “català”:
    –Nó ha sío una hartá de difisi enterarno de lo susedío, y má o meno eztamo cazi orientao.
    Porque lo difícil en España no es occidentalizarse, como pretendían los del 98, sino “orientarse”, y ahí está ese indicador gijonés de rico bable en la encrucijada definitiva de la existencia humana.

 

Compartir

ABC.es

Una pluma te sentencia © DIARIO ABC, S.L. 2012

La vida al paso (A los cincuenta años. La vida se va quedando atrás como el paisaje que se contempla desde la plataforma de un coche de ferrocarril en marcha, paisaje del cual va uno saliendo... Más sobre «Una pluma te sentencia»

Etiquetas
Calendario de entradas
marzo 2017
L M X J V S D
« dic    
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
2728293031