Pajaritos

Publicado por el Feb 17, 2015

Compartir

blog pajaritos

Mirad las aves del cielo, que no siembran, ni siegan, ni recogen en graneros, y sin embargo, vuestro Padre celestial las alimenta. ¿No sois vosotros de mucho más valor que ellas?
Eso dice el evangelista, Mateo, cuyo atributo es un hombre alado, como el del cuadro de Caravaggio, y hasta aquí todo es armónico, y por consiguiente, bello.
Donde falla nuestro Padre celestial es en las formas que escoge para alimentar a las aves del cielo que ni siembran ni siegan ni recogen en graneros porque ni falta que les hace, si vuelan cerca del parque del Retiro, donde unos frikis “quasimódicos”, entre Lewis Carroll y Guillermo Marín en “La torre de los siete jorobados”, les ofrecen grano por caricias: un voletío sobre la calva occipital, una picada en el monte de Venus, un aleteo en el frunce labial… y piojos, que son la lluvia de Dánae de los pájaros de ciudad.
Los pájaros vienen de una rama perdida (y salvada) de los dinosaurios.
¿De dónde vienen los frikis que los alimentan, contra las leyes de la Naturaleza y las ordenanzas del Ayuntamiento?
Téngolos observados y gustan de los parques infantiles vacíos, donde no hay gritos que les impidan llamar a cada pájaro por su nombre (¡y por su sexo!), como hacían Ciro y Napoleón con cada uno de sus soldados.
En el fondo, dice Thomas Bernhard, la gente es mucho más horrible de como se la puede describir.

Compartir

Siguiente

ABC.es

Una pluma te sentencia © DIARIO ABC, S.L. 2015

La vida al paso (A los cincuenta años. La vida se va quedando atrás como el paisaje que se contempla desde la plataforma de un coche de ferrocarril en marcha, paisaje del cual va uno saliendo... Más sobre «Una pluma te sentencia»

Etiquetas
Calendario de entradas
agosto 2017
M T W T F S S
« Dec    
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
28293031