Historia del fuego

Publicado por el Mar 18, 2013

Compartir

Miura Valencia Falla.jpg

    Se frotan dos maderas y nace un dios danzante.
    Así, nos dice Foxá, fue el origen del fuego.
    Pero tenemos el cuento de Freud: ese hombre freudiano y primitivo que acostumbra satisfacer en el fuego un placer infantil, extinguiéndolo con el chorro de su orina cada vez que lo encuentra (¡la llama serpentina y enhiesta!) en su camino.
    –La extinción del fuego por el meo era algo así como un acto sexual realizado con un hombre, un goce de la potencia masculina en contienda homosexual.
    En Valencia, ante un muñeco fallero, entre buñuelo y buñuelo (de calabaza), hay que pensar en cosas así.
    Foxá escribió en el 49 que el fuego es lo católico, y lo protestante, el “frigidaire”.
    –El ciclo templado del Mediterráneo ha sido clausurado.
    Serán ceniza, mas tendrá sentido.
    Polvo serán, mas polvo enamorado.
    ¿Qué pintaba Cocteau en la Feria de Sevilla, pudiendo estar en las Fallas de Valencia?
    Cocteau fue aquel parisino epigramático que se paseaba por Sevilla con un periódico francés bajo el brazo, el periódico que le había preguntado: “¿Qué es lo que usted salvaría de una casa atestada de obras de arte que se incendia y que sólo una cosa dará tiempo a salvar del fuego?”
    –¡El fuego! –había contestado Cocteau.
    Como Valencia.
    No sabemos quién descubrió el fuego. Pero sabemos quién lo ha salvado.

Compartir

ABC.es

Una pluma te sentencia © DIARIO ABC, S.L. 2013

La vida al paso (A los cincuenta años. La vida se va quedando atrás como el paisaje que se contempla desde la plataforma de un coche de ferrocarril en marcha, paisaje del cual va uno saliendo... Más sobre «Una pluma te sentencia»

Etiquetas
Calendario de entradas
julio 2017
M T W T F S S
« Dec    
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930
31