El oso colgado

Publicado por el Jun 15, 2012

Compartir

osohuera.jpg

    Por Huévar del Aljarafe (“pueblo aljarafeño que está situado sobre una voluptuosa colina”, lo describe la Wikipedia, con esa informalidad que caracteriza al enciclopedismo democrático), en el camino de una almazara que exprime el mejor aceite que uno haya catado, hay un oso colgado, un Lotso ahorcado en el poste de la luz por el juez Roy Bean de los juguetes, un peluche dado por desaparecido en una casa con niños, el oso de Bankia jugando a Judas en el evangelio de la prima de Riesgo, un bebé de oso dejado caer por las cigüeñas de Doñana, la paciencia de un parado de larga duración, el alma de un santo perplejo, el sueño de una noche del verano que se acerca, la refutación del tiquitaca por un lector del Doctor Johnson, la dimisión de Trapattoni…
    –Sin coño, no hay paraíso –dijo una vez en su blog Mercedes Milá (y a mí me impresionó como a Cavia un libro de cocina que enseñaba: “Le lapin demande à être mangé frais; la lièvre préfere attendre.” ¿Cómo que el conejo “pide” y la liebre “prefiere”?)
    Sin osos no hay sueño que valga.

Compartir

ABC.es

Una pluma te sentencia © DIARIO ABC, S.L. 2012

La vida al paso (A los cincuenta años. La vida se va quedando atrás como el paisaje que se contempla desde la plataforma de un coche de ferrocarril en marcha, paisaje del cual va uno saliendo... Más sobre «Una pluma te sentencia»

Etiquetas
Calendario de entradas
septiembre 2017
M T W T F S S
« Dec    
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
252627282930