Replicantes en CSI

Publicado por el Mar 11, 2008

Compartir


 


Chiklicuatre y sus gogós (gagás) llegaron al plató de Buenafuente en limusina blanca. Eran las estrellas de la noche (me partía cuando imitaban a Coral pegando gritos). Pero lo mejor no tuvo nada que ver con el personaje del momento. Fue cuando el follonero recordó que el Mago Félix fue el único que acertó el resultado de las elecciones (en Salvados por la campaña). Jordi Evolé y Buenafuente lo llamaron e invitaron al programa del martes. ‘No puede ser’. Y Jordi y BFT se parten de la risa estupefactos. ‘¿Por qué?’, le preguntan cuando se calman (cómo no va a querer usted venir a mi programa, vaya). ‘Porque no salgo de noche’. Y la salida de Jordi: ‘No lo hacemos nunca pero lo grabaremos antes’. Qué gracioso. 


Voy con otra cosa. Con Sean Young, que el lunes salió (de noche) en la segunda parte de Nacido para matar, el episodio de CSI (de esos que da gusto ver porque a los personajes, a Catherine, le pasan cosas; por ejemplo, le han cambiado a la hija, que ahora es otra niña, aunque no la de Rajoy, ya no es Madison McReynolds sino Kay Panabaker). Sigo con la replicante Sean. La chiflada actriz (hay que estar chiflada para acosar a James Wood, aunque seguramente era mentira; pero no los gritos al pesado de Julian Schnabel), la chiflada actriz, digo, era la ex mujer del muerto del capítulo. Más curiosa resultaba la identidad del finado, un cantante interpretado (es un decir) por Danny Bonaduce, el Danny Partridge de Mamá y sus increíbles hijos  (me percaté cuando salieron fotos infantiles del tipo). Me encantan los niños prodigios que salen de mayores en las series (como Bill Mumy, el Will Robinson de Perdidos en el espacio que luego sería el lugarteniente de la embajadora Delenn en  Babylon 5).


Otra vieja gloria. Richard Chamberlain, que era el padrastro gay de Lynette en el episodio del domingo (Pasado distante) de Mujeres desesperadas. Desde que salió del armario (de día) da la impresión de que sólo haga papeles de homosexual, pero lo cierto es que sólo ha hecho dos, lo que pasa es que los he visto en dos días. Éste de MD y el de Nip TuckBlue Mondae, que pusieron hace un par de días en Calle 13. Pensando en Chamberlain (y en su Ralph de Bricassart, qué nombre), me he acordado de Mare Winnigham, la madrastra de Meredith en Anatomía de Gray (la que palma) que era Justine O’Neill, la hija mayor de Rachel Ward en El pájaro espino. Uno de esos divertidos disparates de casting. Rachel Ward sólo es dos años mayor que la Winnigham (como la madre de Cary Grant en Con la muerte en los talones, que era más joven que él).

Compartir

ABC.es

Enciende y Vámonos © DIARIO ABC, S.L. 2008

Me gusta la tele. ¿Es grave, doctor? Bitácora de filias, fobias, entusiasmos, decepciones o cualquier otra cosa vista en la pantalla o leída por ahí. Y tengan cuidado ahí afuera. Más sobre «Enciende y Vámonos»

La entrada más popular

La máquina de Belén

77... Lee la entrada completa

Etiquetas
Calendario de entradas
agosto 2017
M T W T F S S
« Nov    
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
28293031