En un pis pas

Publicado por el Dec 12, 2006

Compartir


 


 


 


Hay que ver lo que le cunde el tiempo a Susanna Griso. En las dos hora y media que duró su programa tuvo tiempo para todo, menuda locura de secciones (qué divertidas las cortinillas años 70). Tertulias, debates, entrevistas, reporteros muriéndose de frío en pueblos remotos,  consultorios, adolescentes infelices, desfiles de modelos (pero no morenescos, que eran de trajes de noche), liposucciones sin cirugía (mmmmm), Pinochet, robos a chalets (hay que ver cómo pronuncia Manresa la Griso). “La vida en todas sus facetas”, avisó que iba a meter en el nuevo Espejo Público. Echo de menos a Sonsoles Suárez (la Grisso también me gusta, ¿eh?). Aunque es verdad que Sonsoles habría sonado a Espejo Público y Susana suena a informativo, que parece que era la intención de la cadena.


Es patchwork. Claro, que los informativos de ahora también son un poco patchwork. Al principio, cuando se plantó delante del videowall y enseñó San Vicente de la Barquera recordó peligrosamente a Ana Rosa (sensación todavía más evidente cuando veo a Alberto Herrera, el chico del tiempo y las zapatillas, a la manera de Mario Picazo). Pero no. Luego parecía Saber vivir, con esos médicos (¿doctor Mostaza?) y esas llamadas de teléfono. En el sofá, la vuelta de Maria de Meer, Ramón Arangüena (a lo de Espejito, Espejito no le veo la gracia, por lo menos ayer, con Pombo), Alberto Herrera (sí, también de tertuliano) y Javier Alonso, el cura de Popular TV, que la otra noche también estaba en Enfoque. Un coleguilla, tú. A mí me dejó pasmada el primer día que lo vi, que fue en la última visita de Juan Pablo II a España, cuando retransmitió para Popular TV aquel encuentro con la juventud. Tanta energía y tanta simpatía me desarman. Pero ya me recuperé hace tiempo. Hablando de primeras veces, la primera vez que vi a la Griso creo recordar que fue en la retransmisión (en TVE) del funeral de Diana de Gales.


En fin. El programa se va en un pis pas, que también es el nombre de la sección del cocinero (el tío de las pizzas). El ritmo no se le puede negar. Es un poco Good morning America pero tardísimo porque a la hora de Good Morning America permanece el informativo más poblado de la tele española (cuatro personas en la mesa), que todavía dirige Montserrat Domínguez. Y entre uno y otro, Shin Chan, que sigue siendo mi favorito de las mañanas de Antena 3. Al final, un coro de San Vicente de la Barquera cantó a la presentadora una habanera. Me habría gustado más Susanita tiene un ratón, pero vaya. ¿Y los vaqueros con botas son uniforme? Lleva dos días. En cualquier caso, no lo voy a negar, estoy esperando ver a Julianín Contreras dando clases de gimnasia. ¿Le veremos los brazos desnudos?

Compartir

Siguiente

ABC.es

Enciende y Vámonos © DIARIO ABC, S.L. 2006

Me gusta la tele. ¿Es grave, doctor? Bitácora de filias, fobias, entusiasmos, decepciones o cualquier otra cosa vista en la pantalla o leída por ahí. Y tengan cuidado ahí afuera. Más sobre «Enciende y Vámonos»

La entrada más popular

La máquina de Belén

77... Lee la entrada completa

Etiquetas
Calendario de entradas
agosto 2017
M T W T F S S
« Nov    
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
28293031