Coronado, Sheen y rocanrol

Publicado por el Sep 25, 2011

Compartir

 

Coronado

 

Ahora que José Coronado es Marlon Brando, me acuerdo mucho de Charlie Sheen. Pobre, pese a la millonada que va a sacar a la Warner por su despido (aunque no sean 100 y se queden en 25) . Pobre por su paso por el Roast de Comedy Central y por los millones de espectadores que a la vez tuvo Ashton Kutcher en su debut (y con el hijo del presidente haciendo de Ana Karenina, o de Vincente Shiavelli en Ghost). Lo más fascinante es que todo el mundo lleve meses aquí hablando de semejante serie (de la que solo se salvan Conchata Ferrell y, sobre todo, la imprescindible Holland Taylor). Que la serie sea en España (en los medios) algo digno de interés, cosa que ni siquiera consiguió Todo el mundo quiere a Raymond, otra que triunfaba allí mientras aquí se comía los mocos. De Seinfeld, ni hablamos. Supongo que es por Sheen, que menuda estrella.

Durante la presentación de los Emmy, en una de sus mejores líneas de diálogo, Jane Lynch dijo que mucha gente le preguntaba por qué era lesbiana, hizo una pausa y soltó: “Con ustedes, el reparto de Entourage“. Creo que esa frase es equiparable aquí a “Con ustedes, el reparto de Hermanos de leche” (aunque es verdad que cualquier serie de Globomedia también cumple los requisitos: mira los hombres de Los Serrano). Claro que la serie de Frade está en el sistema evolutivo televisivo muy por debajo de Dos hombres y medio (incluso está por debajo de La casa del reloj), pero me parece que Hermanos de leche es un antecedente prehistórico de Dos hombres y medio. Dos hermanos (o lo que sean), pensando en en lo único. Falta el niño gordo que ya no es gordo. Me pregunto si cuando un niño deja de ser gordo pierde la gracia (en todo caso, María Lark y Madison de la Garza siguen a salvo, por suerte para nosotros). Volviendo a Hermanos de leche, por si alguien no recuerda la trama, aquí la explican requetebién.

Pero Hermanos de leche da igual. José Coronado, que ahora es Marlon Brando, es muy grande. Por buen actor (que no lo digo yo, que lo dicen los críticos). Por ser el mayor fucker del cine español. Por haber sido capaz de sobrevivir a sus campañas  televisivas contra el estreñimiento (las inconveniencias corporales siempre las anuncian mujeres, pero un tío como él no tiene problema). Y por simpático. Es que también me acuerdo de cuando Marlon Brando era Andrés Pajares (allí por ¡Ay, Carmela! y Bwana). Y van los de San Sebastián y premian a Antonis Kafetzopoulos. Mundo injusto. Siempre nos quedará el rocanrol.

 

Compartir

ABC.es

Enciende y Vámonos © DIARIO ABC, S.L. 2011

Me gusta la tele. ¿Es grave, doctor? Bitácora de filias, fobias, entusiasmos, decepciones o cualquier otra cosa vista en la pantalla o leída por ahí. Y tengan cuidado ahí afuera. Más sobre «Enciende y Vámonos»

La entrada más popular

La máquina de Belén

77... Lee la entrada completa

Etiquetas
Calendario de entradas
diciembre 2017
M T W T F S S
« Nov    
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
25262728293031