¿Significa el nacionalismo no tener que decir nunca lo siento?

¿Significa el nacionalismo no tener que decir nunca lo siento?

Publicado por el mar 29, 2014

Compartir

Van doce hombres (y mujeres) con piedad en el TC y tumban la declaración soberanista del Parlamento de Cataluña, por ser constitucionalmente esperpéntica, pero en cambio tienen el detalle de recordar al personal que, por lo mismo que todo es imposible fuera de la Constitución, todo es posible dentro de ella: incluso aspirar a la independencia de lo que sea siempre y cuando se plantee por los cauces del consenso y del respeto a una legalidad que nuestros buenos sangre, sudor y lágrimas nos ha costado.

¿Cabe mayor invitación a la buena fe y al diálogo, por unanimidad encima?

Pues nada, ni por esas. Artur Mas, como Baltasar Garzón, se pone flamenco e impune. Vamos, que hay gente que no se le puede mandar ni una multa de tráfico so pena de que te traten de fascista. Da igual que hayan aparcado en triple fila o en el regazo de la Cibeles.

Si Artur Mas tuviera lo que hay que tener, a) pediría perdón al pueblo catalán por el fiasco y las molestias b) se vendría el día 8 al Congreso a ponerle su cara a su fracaso. No mandaría a un propio a comerse el marrón (y a pretender hacerle un feo a la verdadera sede de la soberanía de todos y cada uno, encima).

Estaría bien reformar de una vez la ley electoral para hacer por ejemplo posible, primero, la sustitución de la arcaica circunscripción provincial por distritos electorales mucho más realistas y flexibles, y segundo, la elección de por lo menos parte de los diputados por circunscripción uninominal y no por lista. Se conseguiría así, aparte de ponerles un poco saludablemente los pelos de punta a los aparatos de los partidos, sacarle alguna que otra vergüenza a los que se abrogan en exclusiva la representación integral de ciertos territorios.

Por ejemplo: pongamos que L’Hospitalet del Llobregat tiene su propio diputado, y que también lo tiene Badalona, y que también lo tienen determinadas poblaciones o sumas de poblaciones de Andalucía, el País Vasco, Navarra, lo que sea. ¿Quién sería entonces el guapo que se atrevería a defender el rodillo nacionalista total, a pretender que él y sólo él representa a todos los catalanes, andaluces, vascos, navarros, etc? Ya puestos a trocear el cuerpo de Cristo de la soberanía, ¿en cuántos cachitos?

Decían los protagonistas de la película Love Story algo que sinceramente nunca entendí: que “el amor significa no tener que decir nunca lo siento”. ¿Será Artur Mas Ryan O’Neal disfrazado? Pues a mí sí me gustaría que me dijera: lo siento, metí la pata, perdón. No volverá a ocurrir. Recojo la cara, que se me ha caído al suelo de la vergüenza, y me voy.

Pero algo me dice que lo que tiene en mente es otra cosa.

 

Compartir

ABC.es

Piensa lo peor © DIARIO ABC, S.L. 2014

Doctores tiene la política para ver el lado positivo, institucional y trascendente de las cosas. En este blog trataremos de darle la vuelta y hasta la puntilla al más fino análisis. Más sobre «Piensa lo peor»

Etiquetas
Calendario de entradas
marzo 2017
L M X J V S D
« jul    
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
2728293031