Io, la vaca del Bósforo

Publicado por el may 6, 2014

Compartir

Zeus era un dios poderoso y enamoradizo, como todos los dioses. Se supone que era poderoso y, por tanto, siempre conseguía lo que quería, que no siempre consistía en ayudar a los pobres mortales y en poner sus ojos aquí y allá, de forma selectiva. Io era bella y joven por lo que Zeus no pudo evitar enamorarse de ella e intentar seducirla, algo que no le costó demasiado esfuerzo, dada la capacidad de seducción del dios supremo. El problema era que Hera, la esposa del gran dios, estaba un poco cansada de los devaneos de su alegre esposo y secuestra a la bella Ío, poniéndola bajo la vigilancia del gigante Argos, el de los mil ojos. Argos duerme con la mitad de sus ojos y vigila con la otra mitad. Pero Zeus, que es mucho Zeus, pide a Hermes, el mensajero de los dioses, que libere a su amada. Hermes consigue, tocando su lira, arrullar al gigante durmiendo sus mil ojos. Io es liberada y convertida en vaca por su enamorado que así, intenta engañar a Hera. Pero Hera, que es una diosa astuta y con recursos, crea un tábano que no deja de perseguir y picar a la pobre Ío, embarazada de Zeus. Ante la desesperación de no poder dormir ni comer por culpa del tábano, irritada e impotente, golpea el suelo con los cuernos consiguiendo algo increíble: separa en dos continentes la tierra, Europa y Asia. El abismo se inunda de agua dando lugar al Bósforo, que significa el vado de las vacas. Los ojos de Argos se dispersaron para embellecer las colas espectaculares y tornasoladas de los Pavos Reales. Esta claro que también detrás de un Gran Dios hay una Gran Diosa.

Esta es la leyenda que alimenta uno de los lugares más insólitos y ricos del mundo, Turquía, país que he visitado esta semana con motivo de un concierto. El estrecho del Bósforo desemboca en el mar negro por el este, surge del mar de Mármara y el Mediterráneo por el oeste, y se extiende a El Cuerno de Oro hacia el norte. Turquía es el país de las mil culturas. Durante siglos convivieron judíos, cristianos y musulmanes. Fue griega, romana, bizantina y otomana, y todas esas culturas han dejado su muestra en uno de los países más apasionantes y mestizos del planeta. Cuna de filósofos, de escritores. Uno de sus hijos, Homero narró la historia de unos héroes que, en una ciudad mítica, Troya, lucharon por la amistad y el honor.

Turquía es un lujo para los sentidos, desde sus colores, monumentos, olores, gastronomía y música. Algo que uno no puede perderse para constatar, que la idea de Europa y Asia es algo artificial, lejos de la realidad cotidiana, en un país que día a día  desmonta el tópico de la convivencia excluyente y el odio entre religiones con el que la historia justificaba invasiones y conquistas. Eso sí, con su riqueza, pujanza y tamaño puede convertirse en el tábano que muchos países de la Unión Europea intentan sortear.

Compartir

ABC.es

Ciento volando © DIARIO ABC, S.L. 2014

Ha volado mucho y muy alto. Se ha posado sobre los escenarios de todo el mundo. La han aplaudido a rabiar. Paloma San Basilio se sienta ahora en el patio de butacas y se convierte en espectadora del mundo. Y aquí está para contarlo. Más sobre «Ciento volando»

Categorías
Etiquetas
Calendario
mayo 2014
L M X J V S D
« abr   jun »
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
262728293031