Hallan tres rocas «primigenias» más allá de Plutón

Hallan tres rocas «primigenias» más allá de Plutón

Publicado por el Oct 20, 2014

Compartir

No son asteroides, no son cometas, es el material original del que se formó el Sistema Solar. Están en el cinturón de Kuiper y podrían ser visitados por la sonda New Horizons.

Escudriñando las oscuras y lejanas fronteras de nuestro Sistema Solar, el telescopio espacial Hubble ha descubierto tres nuevos objetos en el cinturón de Kuiper (KBOs, por sus siglas en inglés) que podrían ser visitados por la sonda New Horizons una vez terminada su misión en Plutón, al que llegará el próximo mes de julio.

Los KBOs fueron detectados durante un programa especialmente diseñado por el equipo que opera la New Horizons para buscar objetivos alcanzables por la sonda una vez ésta termine su misión principal.

“Ha sido una búsqueda difícil y es una suerte que al final el Hubble pudiera detectar lo que buscábamos”, afirma Alan Stern, investigador principal de la misión New Horizons.

El cinturón de Kuiper es un vasto anillo de residuos del material original a partir del cual se formó el Sistema Solar. El anillo rodea por completo nuestro sistema planetario. Y los objetos que lo componen, los KBOs, pertenecen a una clase única y que nunca ha sido visitada o estudiada por misión espacial alguna. De hecho, ese material original contiene valiosas pistas sobre el nacimiento de los planetas que nos acompañan alrededor del Sol.

Los KBOs encontrados con el Hubble son unas diez veces más grandes que un cometa típico, pero apenas si alcanzan entre el uno y el dos por ciento del tamaño de Plutón. A diferencia de los asteroides, los KBOs no reciben calor del Sol y son, por lo tanto, auténticas muestras congeladas e intactas de lo que fue el Sistema Solar cuando empezó a formarse hace unos 4.600 millones de años. En concreto, los tres KBOs hallados por el Hubble podrían ser, según los datos disponibles, los “ladrillos” a partir de los cuales se formaron los planetas enanos como Plutón.

El equipo de New Horizons empezó a buscar objetos accesibles en el cinturón de Kuiper en 2011, usando algunos de los mayores telescopios terrestres. Y hallaron varias docenas de KBOs, aunque ninguno de ellos estaba al alcance de las escasas reservas de combustible de la sonda una vez terminada su misión en Plutón.

“Empezábamos a estar preocupados por el hecho de no encontrar ningún objeto alcanzable, pero al final el telescopio espacial ha llegado al rescate”, asegura John Spencer, otro de los miembros del equipo.

A finales de septiembre, en efecto, los investigadores lograron identificar un KBO “definitivamente accesible” y otros dos que podrían serlo también, aunque se necesita seguir sus órbitas durante algunos meses antes de estar completamente seguros de que pueden ser alcanzados por la New Horizons.

Difíciles de localizar

Los KBOs son extremadamente difíciles de localizar, ya que son pequeños, no brillan y resultan casi imposibles de ver sobre el fondo estrellado de la constelación de Sagitario, que actualmente está en la misma dirección que Plutón. Los tres KBOs se encuentran a unos 1.500 millones de km. más allá de Plutón. Dos de ellos tienen unos 55 km de ancho y el tercero, más pequeño, mide unos 25 km.

La New Horizons, lanzada en 2006, es la primera misión espacial que visitará Plutón. Cuando cumpla su objetivo principal, la NASA intentará aprovechar la nave para llevar a cabo otras investigaciones. Se calcula que a finales de 2016, la nave podrá dedicarse al estudio de los KBOs. Para entonces, habrá recorrido una distancia de 6.500 millones de km. desde la Tierra.

Compartir

ABC.es

Ciencia y Tecnología © DIARIO ABC, S.L. 2014

Un blog de ciencia y tecnología, esos fantasmas electrónicos y del conocimiento que planean sobre todos nosotros pero que nadie sabe muy bien de dónde vienen, ni tampoco a dónde van.Más sobre «Ciencia y Tecnología»

Etiquetas
Calendario de entradas
diciembre 2017
M T W T F S S
« Nov    
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
25262728293031
Twitter