Slash regresa a la senda del rock

Publicado por el may 22, 2012

Compartir

 

Una guitarra flanqueada entre un ángel y una bella diabla salta desde la portada de “Apocapyltic Love“, nuevo disco de Slash en el que sobresale la labor de Miles Kennedy en las voces. Este es el componente más diferencial respecto al anterior trabajo del guitarrista en el que contó con cantantes como Kid Rock, Ozzy Osbourne o Chris Cornell. En este amor apocalíptico deja tranquola a la experimentación pero cae en un sonido cómodo que sincroniza a la perfección con el vocalista que le acompañó durante la gira.

“You are a lie” fue el adelanto de este disco, que ha contado con una banda excepcional con Todd Kerns (bajo) y Brent Fitz (batería) además de un Miles Kennedy que encaja a la perfección. Un lujo y un seguro de vida. Los fans de toda la vida se sentirán como en casa con este disco que huye de los escarceos pop para centrarse en una senda más rock en el que explota su labor como solista.

No olvidemos que de sus manos han salido cosas como “Sweet child o mine”, un clásico en toda regla. El resultado es un compendio e composiciones geniales, virtuosismo, ardientes solos -algunos estereotipados, todo cabe decirlo- y talentosas melodías. 

Una gran familiaridad salta a la vista en todas las creaciones que provocan una cómoda escucha. Amantes del sonido se sentirán satisfechos con un estilo personal y cuidado. Y más con Kennedy, que puede pasar de la agonizante “Far and away”, el tema lento y sentimental, a apuntalar “Standing in the Sun” cargado de hard rock -aunque resulta poco digerible-  o “Bad rain” con un toque stoner. No le falta chispa a otras novedades como “No more heroes” o el bonustrack “Crazy life”, muy puro estilo de Aerosmith.

“Apocalyptic Love” da un tajo con la aparición de una intro acústica, la cual se va volviendo clásica en la tentativa y larga “Anastasia”, que cuenta con música de Johan Sebastian Bach. Con más músculo llega “Hard&Fast, el tema más rápido del disco. Es una vendimia de colores fugaces y crudos donde se demuestra todo el potencial. 

Pero como el diablo sabe más por viejo, los momentos intensos comienzan ya con la primera piedra. El corte que da título al disco arranca con un wah-wah de infarto que va creciendo con un riff que coquetea con el rock más moderno, preludio de “One last thrill”, otra veloz prueba, de que Slash ha diseñado este álbum para los estusiastas de la guitarra y que circulo por sonidos antaños. 

 

Compartir

ABC.es

Librería de pistas © DIARIO ABC, S.L. 2012

Ni un sólo día sin música. Es el objetivo de este espacio de encuentro con grupos, géneros, listas, conciertos, anécdotas, recomendaciones y cuantos ingredientes debe reunir toda biblioteca sonora. Más sobre «Librería de pistas»

La entrada más popular

La música de Obama y Romney

138... Lee la entrada completa

Etiquetas
Calendario de entradas
marzo 2017
L M X J V S D
« jun    
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
2728293031