Consejos para proteger a nuestros bebés del sol

Publicado por el Aug 16, 2013

Compartir

Ya sea en el parque, la piscina, la playa o en mitad de la montaña, la protección de la piel de nuestro bebé es principal, ya que es tan sensible que una exposición prolongada o sin cremas específicas puede provocar algunos problemas en el pequeño.

La piel de los niños, al igual que el resto de su organismo, va desarrollándose a lo largo de los años. Es por este motivo por el que hasta al menos los 2 años de edad la producción de melanina no es la adecuada. Protegerlos durante este tiempo es primordial para evitar quemaduras o problemas mayores.

Como primera medida es necesario aplicar un protector solar de alta graduación y resistente al agua. Existen especiales para niños, y suelen proteger contra UVA y UVB, y tener un factor de al menos 30. La aplicación de la crema debe realizarse desde media hora antes de la exposición al sol, y repetirse varias veces a lo largo de la jornada de playa o piscina, y sobre todo después de los baños. De esta manera conseguiremos que su piel coja color, pero no llegue a quemarse.

Aunque alguno de los días amanezca nublado o sin calor, esta protección es fundamental también en estos casos. No debemos fiarnos, y mantener la aplicación de protector incluso en estos casos. Ésta, además, debe realizarse también cuando nos encontremos en zonas de montaña, ya que el sol incide de manera similar a las zonas de costa.

Pero no sólo la piel debe ser tenida en cuenta. El uso de sombreros o gorros es también importante cuando se trata de proteger al pequeño. Lo más recomendable es que estas prendas sean de algodón o lino, al igual que el resto de la ropa que lleve, ya que estos tejidos absorben mejor el sudor. Hay que tener en cuenta que la zona de las orejas y el cuello son más sensibles que el resto del cuerpo, por lo que su protección debe ser especial.

Los ojos son otra de las partes sensibles que deben cuidarse. Para los bebés, bastará con protegerles son una gorra con visera, sin embargo, según van cumpliendo años, los pequeños deberían usar gafas de sol especiales. Existen varios modelos en el mercado, pensados especialmente para que los niños puedan usarlas sin problemas, con cintas elásticas que las mantienen en su sitio y filtros protectores frente a los rayos ultravioletas.

A pesar de mantener a los niños protegidos de manera específica, es necesario tener también presente que la sombra es un elemento fundamental para evitar la incidencia del sol de manera directa, por lo que contar con una sombrilla o resguardarse bajo un árbol hará que la jornada resulte menos calurosa.

Siguiendo estos pequeños consejos toda la familia podrá disfrutar de los placeres que el verano ofrece.

Compartir

ABC.es

Bebé seguro © DIARIO ABC, S.L. 2013

En este blog encontrarás toda la información necesaria para acceder al programa Bebé Seguro, cómo funciona, sus impulsores así como noticias e informaciones relevantes... Más sobre «Bebé seguro»

Etiquetas
Facebook
Twitter
Calendario
agosto 2013
M T W T F S S
« Jul   Sep »
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
262728293031