¿Quién debe hacerse la prueba del VIH?

Publicado por el Apr 23, 2014

Compartir

El tratamiento antirretroviral ha demostrado poseer una gran eficacia en la reducción de la morbimortalidad y del riesgo de transmisión sexual y vertical del VIH.

En Europa se estima que un tercio de la población infectada por el VIH desconoce su estado serológico. Ello genera elevadas tasas de diagnóstico tardío (50% entre los nuevos diagnósticos), un incremento de la morbimortalidad, una peor respuesta al tratamiento y una mayor probabilidad de transmisión del VIH.

Con objeto de reducir las tasas de diagnóstico tardío, en Estados Unidos se recomienda la realización de la prueba del VIH de forma universal, en cualquier paciente (13-64 años), cuando contacte con el sistema sanitario, salvo que se oponga de forma explícita (estrategia del “opt-out”).

En Europa los programas de cribado aconsejan una estrategia más dirigida y basada en identificar aquellos individuos con mayor riesgo de infección y recomendar la realización de la prueba del VIH, guiada por la presencia de enfermedades indicadoras de infección por el VIH.

Indicadores clínicos:

En la siguiente tabla se relacionan las más frecuentes enfermedades definitorias de SIDA en España, así como las principales enfermedades asociadas a una prevalencia del VIH no diagnosticado superior al 0,1%.

 

1. Principales enfermedades definitorias de sida
 

Tuberculosis pulmonar o extrapulmonar

Neumonía por Pneumocystis jiroveci

Sarcoma de Kaposi Candidiasis esofágica, bronquial, traqueal o pulmonar

Neumonía recurrente (2 ó más episodios en 12 últimos meses)

Septicemia recurrente por salmonella

Retinitis por citomegalovirus

Leucoencefalopatía multifocal progresiva

Toxoplasmosis cerebral

2. Principales enfermedades asociadas a una prevalencia del VIH no diagnosticado >0,1%
 

Infecciones de transmisión sexual

Cáncer /Displasia anal o cervical

Herpes zóster

Hepatitis B o C (aguda o crónica)

Síndrome mononucleósico

Leucoplasia vellosa oral

Linfoadenopatía idiopática

Diarrea crónica idiopática

Leucocitopenia/trombocitopenia idiopática

 

Indicadores conductuales:

Es recomendable ofrecer las pruebas de detección del VIH a aquellos individuos que hayan mantenido relaciones sexuales no protegidas con personas infectadas por el VIH o con VIH desconocido, independientemente del tipo de práctica sexual (vaginal o anal)  y de su orientación sexual (heterosexual, homosexual, bisexual). Los usuarios o ex-usuarios de drogas por vía parenteral también deberían ser testados para el VIH.

A las gestantes y a los hijos de las mujeres infectadas se les debe también realizar la prueba del VIH.

Los profesionales sanitarios, de atención primaria y de especializada, deben identificar a los pacientes que presenten indicadores clínicos o conductuales asociados al VIH, con objeto de recomendar la realización de la prueba y proporcionar un consejo preventivo adaptado al perfil sociocultural de cada paciente, antes y después del test.

 

Jorge del Romero G.

Director del Centro Sanitario Sandoval. IdISSC.

Miembro de la Plataforma del VIH en España

Compartir

ABC.es

Medicina de familia © DIARIO ABC, S.L. 2014

Todo el conocimiento científico y el buen hacer de los Grupos de Trabajo de la Sociedad Española de Medicina de Familia y Comunitaria (semFYC) se ponen a disposición de los lectores de ABC Más sobre «Medicina de familia»

Categorías
Etiquetas