La actitud ante el embarazo

Publicado por el Jul 16, 2012

Compartir

No sé cuál será vuestra opinión al respecto, pero yo creo que eso que dicen de que “cada embarazo es diferente” tiene que ver con el simple hecho de que cada mujer (o cada persona) es diferente. No es solamente que los síntomas y achaques varíen de una mujer a otra, sino que también lo hacen las  reacciones ante ellos.

De momento, en la semana 17, os puedo decir que yo me encuentro fenomenal y que tengo suerte porque no he sufrido los temidos vómitos del primer trimestre. Solo me ocurrió una vez, una noche en casa mientras veíamos Harry Potter después de cenar.

En realidad os confieso  que, dejando a un lado el tema de los vómitos, sí que padezco algunos achaques relacionados con mi estado: me duele la cabeza a menudo, tengo sueño, mucha hambre, gases, dolores “raros” en la tripa, no aguanto bien los tacones y a veces me enfado porque mi ropa no me cabe y no sé qué ponerme.

Por eso, decir que me encuentro fenomenal es un tema más de actitud que  otra cosa, y eso es porque uno de mis lemas vitales es que la actitud con la que te enfrentas a las cosas es determinante: hace que disfrutes las experiencias o no, que superes tus limitaciones o que por el contrario te hundan, que tengas éxito profesional o que te estanques y, a un nivel más global, que consigas ser feliz en tu vida.

En mi embarazo no me encuentro bien todos los días, pero sé que soy una privilegiada porque hay mujeres que nunca llegan a tener la oportunidad de quedarse embarazadas. Por eso, cuando me miro al espejo y no consigo identificarme con esa imagen de mujer barrigona y sin cintura, pienso en mi marido, que está a mi lado sin haberle importado nunca que no sea una top model, y las veces que me duele la barriga, pienso en que en unos meses veremos la cara de ese bebé que ahora me estira sin piedad cada músculo de mi abdomen.

Entiendo que cada embarazo es diferente, que cada mujer lo afronta de forma diferente y más allá, que cada mujer es libre de afrontarlo como le dé la real gana, así  que con este post no pretendo dar lecciones a nadie, solamente transmitir un mensaje positivo que yo creo que puede servirnos a todos, embarazados o no: relativizar los problemas nos ayuda a ser un poquito más felices y a hacer más felices a los que nos rodean.

Besos de parte de una madre optimista!

Si quieres seguir el blog en facebook pincha aqui

 

Compartir

ABC.es

Las aventuras de una madre primeriza © DIARIO ABC, S.L. 2012

Madre primeriza, arquitecta, viajera y bloggera aquí y en www.delunaresynaranjas.com... Más sobre «Las aventuras de una madre primeriza»

Categorías
Etiquetas
Calendario de entradas
diciembre 2017
M T W T F S S
« Sep    
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
25262728293031