Un millón para un puesto en el Consejo de Seguridad

Un millón para un puesto en el Consejo de Seguridad

Publicado por el dic 30, 2013

Compartir

El Gobierno ha desvelado, en respuesta a una pregunta del diputado socialista Alex Fernández, que entre 2013 y 2014 gastará aproximadamente un millón de euros en la campaña para lograr un puesto como miembro no permanente en el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas en el bienio 2015-2016.

No se especifican en qué se gasta ese millón de euros, pero una parte de esa cantidad se la llevan los seminarios organizados para traer a España a los embajadores en la ONU de países que podrían dar su voto a España. Ya se ha organizado uno hace unas semanas, en el que participaron una treintena de embajadores, en torno al agua como “factor clave para la paz, la estabilidad, el desarrollo y los Derechos Humanos. Para el mes de marzo se prepara otro seminario, sobre “ciberseguridad”, al que seguirá un tercero en mayo o junio, que no tiene aún un tema definido.

Es obvio que la organización de estos seminarios –que incluyen encuentros con el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy y con el Prñincipe de Asturias- es el instrumento para que los embajadores conozcan España y gracias a ello influyan en sus Gobiernos con el fin de que apoyen la candidatura española. Muchos de ellos, especialmente si representan a Estados pequeños tienen gran capacidad para orientar el voto en la Asamblea General de la ONU y, en algún caso, hasta pueden decidirlo ellos mismos. Y tanto vale el voto de Estados Unidos como el de un pequeño país del Caribe o la Micronesia.

Por eso, el Gobierno está centrando sus esfuerzos en recabar el apoyo de muchos de esos Estados, sobre todo de Asia y África, donde podría obtener menos votos frente a los dos rivales que tiene para alcanzar alguno de los dos puestos que quedarán libres en el grupo occidental: Turquía y Nueva Zelanda. Todos los pronósticos, dan a los neozelandeses como favoritos para uno de los puestos y apuntan a una lucha entre Madrid y Ankara para el otro. Las autoridades españolas son conscientes de los apoyos que puede tener Turquía sobre todo en el mundo árabe, pero la inestabilidad que vive ahora el Gobierno de Recep Tayip Erdogan puede resultar positiva para España.

En la respuesta al diputado socialista, el Gobierno asegura que el motor de la campaña es el ministro de Asuntos Exteriores, José Manuel García-Margallo, y que el responsable de la aplicación de la estrategia es el secretario de Estado de Exteriores, Gonzalo de Benito. Lo cierto es que el ministro delega mucho la tarea de capitación de votos en De Benito, sobre todo cuando se trata de viajar a países asiáticos o africanos.

España espera contar con la gran mayoría de los votos europeos e iberoamericanos, pero no serian suficiente. La votación será en octubre de 2014 y hasta entonces no se podrá saber si las promesas que muchos países hacen de dar su voto se convierten en realidad. Más de una sorpresa ha habido.

Compartir

ABC.es

Terminal Cero © DIARIO ABC, S.L. 2013

Una mirada a las coordenadas en las que se mueve la política exterior de España, que, desde hace tiempo, ya no es un verso suelto en el concierto mundial. Un blog para analizar... Más sobre «Terminal Cero»

Calendario de entradas
mayo 2017
L M X J V S D
« abr    
1234567
891011121314
15161718192021
22232425262728
293031