Reino Unido: Una visita real que no se podía aplazar más

Reino Unido: Una visita real que no se podía aplazar más

Publicado por el Apr 22, 2017

Compartir

La rapidez con que las Casas Reales y los Gobiernos español y británico y han puesto de acuerdo para evitar un nuevo aplazamiento “sine die” del viaje de los Reyes al Reino Unido pone de relieve que Madrid y Londres consideran muy importante esa visita de Estado.

 

Theresa May, preocupada fundamentalmente por sus propios intereses electorales, mostró una escasa sensibilidad por el problema que creaba al convocar las elecciones anticipadas coincidiendo con las fechas de una visita anunciada oficialmente para los días 6 a 8 de junio. De todos modos, las autoridades españolas, que el año pasado cancelaron la visita prevista para los primeros días de marzo, a causa de las dificultades para formar gobierno, tras las elecciones de diciembre de 2015, no estaban tampoco en condiciones de mostrarse ofendidas.

 

Lo cierto es que al menos, por ambas partes, ha habido suficiente cintura para encontrar unas fechas cercanas -del 12 al 14 de julio– en que celebrar la visita. Hay un entramado suficientemente amplio de intereses mutuos que aconsejaba ponerse de acuerdo lo más rápidamente posible. Si se encapsula el contencioso de Gibraltar, la relación entre los dos países a nivel político, económico y humano se puede considerar muy estrecha y, ante la perspectiva de una salida del Reino Unido de la Unión Europea, parece aconsejable que se intente preservar.

 

No se puede olvidar que el Reino Unido es uno de los cuatro primeros inversores en España, con un stock de inversiones que supera los 66.000 millones de euros, a un ritmo medio de casi 1.400 millones de euros al año, que a finales de 2014 habían generado 161.000 empleos. Ni tampoco que España tiene en el Reino Unido uno de los principales destinos de sus inversiones, que ya superan los 62.000 millones de euros, especialmente en sectores como las telecomunicaciones, las infraestructuras y los servicios financieros.

 

Mientras, las exportaciones españolas al Reino Unido superaron en 2015 los 18.000 millones de euros y las británicas en España rondaron los 12,5000 millones. A ello hay que añadir los 14.000 millones de euros que dejan en España cada año los 15 millones de turistas británicos que nos visitan

 

El Brexit tendrá, indefectiblemente, cierta influencia en estas cifras, lo mismo que en la vida de los más de 200.000 españoles que trabajan en suelo británico o los más de 300.000 británicos que residen en nuestro país, muchos de ellos jubilados. En esa coyuntura, y tomando como base lo que resulte de la negociación entre el Reino Unido y los Veintisiete, Madrid y Londres han de esforzarse por diseñar una relación bilateral futura que resulte beneficiosa para ambas partes.

 

De ahí que haya que celebrar que la visita de Estado de los Reyes vaya a tener lugar sólo poco más de un mes después de las fechas inicialmente previstas. Entre las varias actividades previstas, Don Felipe podrá dirigirse al Parlamento británico, en un momento clave para el futuro del Reino Unido, en plena negociación para abandonar la Unión Europea, y en una situación muy diferente a la que se vivía cuando su padre, el rey Don Juan Carlos, intervino antes esas mismas Cámaras hace 31 años, con una España que estrenaba ilusionada su pertenencia al club comunitario.

 

Compartir

ABC.es

Terminal Cero © DIARIO ABC, S.L. 2017

Una mirada a las coordenadas en las que se mueve la política exterior de España, que, desde hace tiempo, ya no es un verso suelto en el concierto mundial. Un blog para analizar... Más sobre «Terminal Cero»

Calendario de entradas
octubre 2017
M T W T F S S
« Sep    
 1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
3031