Obama traiciona a ZP

Publicado por el Nov 19, 2009

Compartir

obama

Me temo que la imagen de España en el mundo no va a salir muy bien parada después de la caótica gestión del Gobierno en el secuestro del Alakrana. Pero no va a ser el único caso en el que Zapatero se deje pelos en la gatera. La cuestión hondureña nos puede también pasar factura. Los apoyos internacionales a Zelaya comienzan a tambalearse, sobre todo después de que Estados Unidos haya dicho claramente que aceptará el resultado de las elecciones del próximo 29 de septiembre. Los norteamericanos han provocado la irritación del presidente depuesto y el desconcierto en el Gobierno español, que ha sido el más beligerante en contra de Roberto Micheletti, y que ve abierto así un frente de discrepancia con Washington.
El idilio entre Zapatero y Obama comienza a sufrir sus primeras pruebas. Obama, del que nos habían vendido una imagen hippy de «paz y amor», resulta que ahora también quiere «el Plus para el salón». A tenor de algunas de sus últimas actuaciones, en la Casa Blanca han debido pensar que se ha terminado el tiempo de las proclamas buenistas y no siempre muy realistas y que es tiempo de comenzar a exigir.
Por ejemplo, Obama, tras recuperar la confianza de Medvedev y Putin renunciando al escudo antimisiles en Europa, le ha dicho claramente a Irán que no le queda mucho más tiempo para aceptar que su uranio enriquecido sea procesado fuera del país. Además, ha advertido a Corea del Norte de que si no toma medidas irreversibles y verificables en su programa nuclear, no habrá apoyo alguno para su integración en la comunidad internacional
En Singapur, al jefe del Gobierno de Myanmar, la antigua Birmania, le ha reclamado la liberación de la líder opositora Aung San Suu Kyi.
Y en Pekín, con especial cuidado por muchos motivos, entre ellos los económicos, no ha tenido inconveniente en defender la libertad de expresión y otros derechos humanos y en hablar de la espinosa cuestión del Tíbet ante las autoridades chinas.
Si Zapatero, que tanto le admira y que dijo que había valido la pena esperar casi  seis años para reunirse con Obama en la Casa Blanca, se fijara un poco en estas actuaciones, tal vez aprendiera que el diálogo y el apoyo a los intereses empresariales españoles no tiene por qué estar reñido con la defensa de los valores en los que se cree.
Cuando el régimen castrista dio un «repaso» a la bloguera disidente Yoani Sánchez y a sus acompañantes, el portavoz del departamento de Estado condenó públicamente las agresiones. Y ahora, el propio Obama ha contestado a un cuestionario enviado por la bloguera  apoyando “un mayor respeto a los Derechos Humanos y a las libertades políticas y económicas",  y asegurando que "sólo los cubanos son capaces de promover un cambio positivo en Cuba". 
En el Gobierno español, por el contrario, ni una sola voz oficial se levantó para protestar por aquel atropello sufrido por Yoani Sánchez.
No es de extrañar que, en Honduras, Washington, se haya alejado de la posición española y apueste por el pragmatismo, dejando de pedir la restitución de Zelaya del día 29. Algunos países iberoamericanos se han sumado a esa postura y otros europeos pueden hacerlo. Corremos el riesgo de quedarnos de nuevo en la marcha colgados del brazo de un alguien tan poco recomendable como Hugo Chávez.

Compartir

ABC.es

Terminal Cero © DIARIO ABC, S.L. 2009

Una mirada a las coordenadas en las que se mueve la política exterior de España, que, desde hace tiempo, ya no es un verso suelto en el concierto mundial. Un blog para analizar... Más sobre «Terminal Cero»

Calendario de entradas
septiembre 2017
M T W T F S S
« Aug    
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
252627282930