Gibraltar, una colonia con el miedo en el cuerpo

Gibraltar, una colonia con el miedo en el cuerpo

Publicado por el Jun 14, 2016

Compartir

 

Fabian Picardo, el ministro principal de Gibraltar, acude puntualmente cada año a Nueva York, para quejarse ante la ONU de que siga considerando al Peñón una colonia. Y no lo hace de manera diplomática, sino con acusaciones de calado contra el Comité de Descolonización de Naciones Unidas (también conocido como Comité de los 24), de quien cree que está del lado de España.

 

El pasado año se despacho a gusto y este ha vuelto a arremeter contra el Comité, afirmando, en su intervención del pasado lunes, que peca de “inacción” y de falta de neutralidad, porque se niega a visitar Gibraltar, influenciado por el Gobierno español.

 

A Picardo le molesta realmente que la ONU siga viendo a Gibraltar como lo que es: una colonia británica en suelo español, la última colonia en territorio europeo, un anacronismo que no se resuelve simplemente por que el Peñón se dote de una Constitución que le da un cierto nivel de autonomía política.

 

Y no se resuelve así, porque existe un Tratado de Utrecht, que como recordó la representante española en el Comité, Francisca Pedrós, es el que lleva a Naciones Unidas a determinar que el principio que debe regir no es el de libre determinación sino el de restitución de la integridad territorial española. Una restitución no sólo de los territorios cedidos en el Tratado de 1713, sino también de los ocupados posteriormente de forma ilegal por el Reino Unido, sin titulo alguno, como el Istmo y las aguas circundantes.

 

La ONU no puede hacer otra cosas que reiterar el llamamiento a España y Reino Unido a negociar sobre la soberanía del Peñón, algo a lo que Londres se niega, escudándose en los deseos d ellos gibraltareños quienes, lógicamente, no quieren perder su situación de privilegio.

 

Sin embargo, si hay algo que preocupa hoy a las autoridades y a los vecinos de la colonia es que los británicos apoyen el día 23, en referéndum, la salida del Reino Unido de la Unión Europea. Consideran que el Brexit les dejaría merced de España y por eso a Picardo, que se ha gastado bastantes libras en hacer campaña a favor de la permanencia en la UE, le parece que lo que hace el ministro español de Exteriores, José Manuel García-Margallo, es un “chantaje infantil” cuando apunta a que, con el Reino Unido fuera de Europa, si los gibraltareños quieren tener acceso al mercado único europeo, deberían pensar en aceptar una soberanía compartida entre Madrid y Londres.

 

No debería extrañarle a Picardo que los demás jueguen también sus cartas, sobre todo cuando su actitud desde que llegó al puesto que ocupa no ha sido precisamente nada constructiva. En su descargo, hay que reconocer que su nerviosismo es comprensible porque nunca como ahora han visto los “llanitos” tan amenazado su bienestar, construido a costa de actividades claramente parasitarias.

 

Compartir

ABC.es

Terminal Cero © DIARIO ABC, S.L. 2016

Una mirada a las coordenadas en las que se mueve la política exterior de España, que, desde hace tiempo, ya no es un verso suelto en el concierto mundial. Un blog para analizar... Más sobre «Terminal Cero»

Calendario de entradas
octubre 2017
M T W T F S S
« Sep    
 1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
3031