Gibraltar: de principio a fin

Gibraltar: de principio a fin

Publicado por el Feb 4, 2016

Compartir

Mientras el Gobierno gibraltareño difundía una vez más un comunicado acusando a un barco español -esta vez el práctio del puerto de Algeciras- de realizar una incursión en lo que denomina “aguas territoriales británicas” que rodean el Peñón, los ministros de Asuntos Exteriores y del Interior, José Manuel García-Margallo, y Jorge Fernández Díaz, condecoraban a varios miembros de las Fuerzas de Seguridad y de la Armada por sus trabajos en cuestiones relacionados con Gibraltar.

Los premiados con distintos grados de la Orden del Mérito Civil fueron el capitán de navío Pedro Daniel Díaz Rivera, el capitán marítimo Julio Berzosa Navazo, los capitanes de la Guardia Civil Javier Holgado Vilches y Enrique Moyano Cueva, la teniente del mismo Cuerpo Patricia Angulo Llanos y el inspector de Policía Ignacio Trujillano.

La condecoración se les otorgó por haber cumplido estrictamente la legalidad, como dijeron los ministros, pero también con ese acto, el Ejecutivo español, ya en funciones, ha querido lanzar un mensaje de reafirmación de la política que ha seguido en la pasada legislatura con respecto a la colonia. Fue García-Margallo quien abrió el fuego, con aquella famosa expresión ante un antiguo colega europarlamentario británico, de “Gibraltar español” y Fabian Picardo comprendió, de inmediato, que se habían acabado los tiempos placenteros de cuando gobernaba José Luis Rodríguez Zapatero.

Picardo, sin embargo, optó por meterle el dedo en el ojo a España, con lanzamiento de bloques de hormigón incluido, y se encontró con un bofetón en forma de grandes colas en la Verja para evitar el conrabando. Puede que el Gobierno español no haya conseguido avance alguno con esa actitud, pero al menos habrá evitado que quienes viven de forma parasitaria lo tengan todo mucho más fácil para descansar en sus mansiones en la Costa del Sol.

Cuatro años después estamos, posiblemente en el mismo sitio: Los gibraltareños siguen viviendo mejor que nadie, sobre todo si forman parte de alguno de los experimentados bufetes de abogados, tan necesarios en un territorio que que vive gracias a innumerables manejos financieros y cuyos dirigentes se ufanan de manera bastante arrogante, en ocasiones, de dar trabajo a los depauperados españoles de la Línea de la Concepción.

Las autoridades británicasmientras, miran para otro lado y se niegan a reanudar las negociaciones sobre la soberanía del Peñón, en una “permanente infracción”, como dijo ayer el ministro de Exteriores, de los mandatos de Naciones Unidas.

Y, pese a todo, porque Madrid y Londres son socios y aliados, los Reyes se disponen a realizar del 8 al 10 de marzo, un viaje al Reino Unido, que fue peligrosamente anunciado con tres meses de antelación, un periodo suficientemente amplio como para que pudiera producir algún incidente en Gibraltar los suficientemente grave como para impedir el desplazamiento.

Hasta ahora no ha ocurrido así, pero la visita de Estado, largamente esperada, está en el aire a causa de la crisis política en España, un asunto que preocupa muchísimo más a los ciudadanos españoles que la incómoda existencia al sur del país de un minúsculo territorio perdido hace más de 300 años.

Compartir

ABC.es

Terminal Cero © DIARIO ABC, S.L. 2016

Una mirada a las coordenadas en las que se mueve la política exterior de España, que, desde hace tiempo, ya no es un verso suelto en el concierto mundial. Un blog para analizar... Más sobre «Terminal Cero»

Calendario de entradas
septiembre 2017
M T W T F S S
« Aug    
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
252627282930