Elogio del energúmeno

Publicado por el jun 11, 2012

Compartir

Bueno, pues ya empezó la Eurocopa y, con ella, la habitual retahíla de los que se declaran absolutamente en contra del evento, se lamentan de que seamos un país de segunda que sólo se paraliza por el fútbol, y que además lo contraponen a las escasas inversiones y asistencias a actos culturales. Bueno, además, y con la que está cayendo, este año la cosa se enriquece con una protesta por lo que nos cuesta la selección y de su supuesto papel sedante para que no nos enteremos de lo que está pasando y, aún peor, de lo que nos va a pasar.

Vamos a ver: que España va camino de ser un país de segunda, si es que no lo está ya, cae de cajón. Pero no por el fútbol, sino por cuestiones bastante más peliagudas. Porque, ya puestos, ¿alguien sería capaz de decir de verdad que Estados Unidos es un país de segunda? Bueno, yo al menos no caería en semejante cosa, y mira que en su caso los delirios deportivos se multiplican por varias competiciones, que aquí, lo que se dice perder la cabeza, se pierde por el fútbol y algunas cosas puntuales más (Nadal, Alonso, pero no el tenis en general, ni tampoco la F-1 antes de la llegada del asturiano): béisbol, fútbol americano, baloncesto, hockey sobre hielo… ¡Ah! Y si de toques patrióticos hablamos, ahí está el consabido himno, que hasta lo interpretan estrellas de rock y todo (vamos, igualito que aquí).

Y veremos también cómo gente que dedica tiempo y esfuerzos a polémicas pseudoculturales que, en realidad, no interesan más que a una minoría, y que en casi nada afectan a la vida diaria de la mayoría, echan en cara que la gente dedique tiempo y esfuerzo a discutir sobre su entretenimiento favorito, el fútbol. Porque ya sé que hay gente que distingue los entusiasmos culturales de los deportivos porque estos últimos liberan al energúmeno que todos llevamos dentro, mientras que los primeros no. Y uno no puede evitar pensar que pocas discusiones de gente culta ha presenciado quien de verdad piensa eso. Si no hay masas vociferando a favor o en contra de un premio Cervantes es, simplemente… porque no llega a interesar a los suficientes. Y no veo que el fútbol tenga que pedir perdón por conseguir justo lo contrario.

@rosenrod

Compartir

Anterior

Siguiente

ABC.es

Capítulo aparte © DIARIO ABC, S.L. 2012

Adsense

Capítulo aparte Blog de libros
Etiquetas
Calendario
junio 2012
L M X J V S D
« may   jul »
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
252627282930