España sobre el filo

Publicado por el jul 4, 2010

Compartir

También puede descifrarse el Mundial escuchando a Philippe Petit, poeta del aire, tal vez el funambulista más extraordinario de todos los tiempos. En 1974 tiró un cable de acero de 60 metros entre las Torres Gemelas, y durante 45 minutos atravesó un vacío que 27 años después se inundó de dolor. Decía Petit, por ejemplo: “El vértigo es el guardián de los abismos”. Y de la gloria, una de sus especies, podría añadirse.

Hasta hace un rato, los cuartos de final de la Copa del Mundo eran para España un agujero mareante que no lograba cruzar por su incapacidad para el funambulismo. Piensen cómo habría terminado hace unos años el desquicie de los tres minutos de Paraguay. Penalti en contra después de minutos de no saber qué hacer con un rival que pensaban inferior (horror). Parada de Casillas (bien). Penalti a favor (ya está). Gol (uf, que pase el siguiente). Anulación, hay que repetir (venga ya). Fallo (horror). Penalti a favor no pitado al recuperar el rechace (depresión final). Hasta Iniesta, que ha encontrado el remedio en la panza del dolor.

Llegó a Sudáfrica haciendo equilibrios sobre una lesión en la pierna derecha, la quinta en menos de dos años. Un funambulista cojo. Siempre al borde de la recaída. Hasta que se afianzó sobre el alambre, y con su recién aprendido caminar sin vértigo, desapareció de la lista del médico. Contra Portugal, encontró la rendija con el exterior: balón para Xavi, para Villa, gol. Contra Paraguay volvió a descubrir un pasillo en el interior un atasco apelmazado y le dio a Pedro la pelota y un atracón de aire. Entonces el balón pegó tres veces en los postes (una Pedro, dos Villa). El último vistazo atemorizado al abismo de cuartos.

Esa victoria sobre la carambola (y lo demás) que fue el gol de Villa indica que España ya sabe lo suficiente sobre el miedo, el dolor y el vértigo como para conquistar cualquier abismo. O la gloria, una de sus especies, podría añadirse. Aunque, claro, no son los únicos funambulistas que sobreviven en el circo.

Compartir

ABC.es

La bota de Panenka © DIARIO ABC, S.L. 2010

"Mirando el fútbol, uno es capaz de aguantar tardes enteras con la vista fija sobre un patatal en el que no sucede nada. Sólo porque puede terminar sucediendo. Incluso en las circunstancias más inverosímiles: Más sobre «La bota de Panenka»

La entrada más popular

El derrumbe de Maradona

78... Lee la entrada completa

Etiquetas
Twitter
Calendario de entradas
marzo 2017
L M X J V S D
« sep    
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
2728293031