Aronofsky, ¿naufragio a la vista?

Aronofsky, ¿naufragio a la vista?

Publicado por el abr 1, 2014

Compartir

Si uno echa un vistazo a la filmografía de Darren Aronofsky (Nueva York, 1969) rápidamente nos daremos cuenta de que estamos ante uno de los cineastas más atrevidos y lúcidos del panorama actual. Su obra maestra, “Réquiem por un sueño”,  era una singular e intensa historia sobre la experiencia de la adicción a las drogas y a los sueños. Un guión comprometido y sólido y una puesta en escena arriesgada (algo muy habitual en él) revisten una historia cruda y quizá exagerada amparada también en las buenas interpretaciones del ahora oscarizado Jared Leto,  Ellen Burstyn y Jennifer Conelly. Como el resto de sus títulos, generó controversia. Para muchos, es simplemente una historia sobre drogadictos desmedida y pretenciosa.

Y puede que sea cierto, pero Aronofsky sintoniza una frecuencia distinta a la mayoría de nosotros. “Cisne negro” y, en menor medida, “El luchador” y “La fuente de la vida”, dieron evidencias suficientes de su carácter rebelde. Y ahora estamos a la espera de “Noe”, que ya ha comenzado su periplo comercial y que, de momento, no está generando un gran entusiasmo entre la crítica. ”‘Noé’ aspira a ser una historia de amor, un drama familiar, una película de guerra y una película de desastres, pero los diferentes tonos y géneros no están integrados con demasiado éxito”, escribe Tim Grierson en “Screendaily”. Para A. O. Scott de “The New York Times”, “la seria, irregular e intermitentemente potente película de Aronofsky es un ejemplo de estudio psicológico y a la vez una parábola de la arrogancia y la humildad”

Junto a las otras de una docena de medios, son las primeras críticas que conocemos del film. Y, en cierta manera, era lo que podíamos esperar de un proyecto así en manos de este director. Aronofsky es un maestro en contar historias íntimas de personas que se enfrentan a sus miedos y limitaciones. Incluso “Cisne negro”, su obra más comercial, está impregnada de esta esencia. Adaptar este relato bíblico es un paso de gigante en su apuesta por el cine y puede que le salga fallida. El apartado técnico, a tenor de lo leído en las primeras reacciones, es deslumbrante. Pero esa es una asignatura donde el cineasta siempre saca sobresaliente. Puede que en esta ocasión la amplitud del proyecto le haya superado (o no, porque quizá las críticas mejores cuando se estreno en todo el mundo) pero aunque como indica Indiewire, la cinta sea “un logro verdaderamente visionario inundado de ideas a medio cocinar”, siempre es recomendable entrar en la cocina de Aronofsky para probar platos diferentes, con mejor o peor sabor, pero siempre únicos.

Compartir

ABC.es

Hollywood Boulevard © DIARIO ABC, S.L. 2014

Érase una vez una ciudad, París; un pequeño sótano de un café llamado “Salon Indien”; y dos hermanos que pasaron a la historia tras crear la máquina de los sueños. Un siglo después, seguimos bajo el hechizo de la sala en penumbra y del proyector funcionando. La magia del cine y de sus premios, con los Oscar como gran referente, son los protagonistas de este blog. Bienvenidos a la proyección. Las luces se apagan. Comenzamos. Más sobre «Hollywood Boulevard»

Categorías
Etiquetas