Mar Saura, ¿por qué nos haces esto? ¿por qué? (tan delgada, tan guapa, tan todo…)

Publicado por el Jan 27, 2014

Compartir

mar saura¿Recuerdan que el otro día les dije que quería ser top model? Pues me mantengo en mis trece que no soy yo dada a cambiar de opinión tan fácilmente de semana a semana. Resulta que el fin de semana con el abc venía el maravilloso suplemento Mujer Hoy y en su portada una impresionante Mar Saura con su bebé de meses en brazos. Ahí la tienen, tan guapa, tan perfecta, tan delgada. ¿Sudará? ¿SU bebé tendrá malas noches? ¿Le habrán salido estrías? Porque la veo tan perfecta que tengo que reconocer que me corroe la envidia (la de la mala) por dentro.

Conocí a Mar Saura en una fiesta. Hablé 4 minutos con ella, la verdad. Y me pareció encantadora. Y, sobre todo, me pareció muy muy delgada. Es constitución. De la misma manera que hay mujeres altas y bajas, rubias y morenas, peludas y sin un solo pelo, hay mujeres más gordas y otras más delgadas. Y no me vengan con cuentos de cirugía porque mi señora madre hasta que cumplió los sesenta años pesó siempre 50 kilos en 1, 70 cm de estatura. Por lo tanto existen las mujeres delgadas que no pasan por quirófano. Y mi señora madre (perdonen que sigan con el ejemplo pero es lo más real y a la vez cercano que tengo en este caso) engordó 25 kilos en cada embarazo y salía del hospital (sin cesáreas ni episiotomías) con vaquero cerrado por encima del ombligo. Y es que hay señoras así por mucho que otras (como servidora) nos neguemos a aceptar.

Mar Saura es espectacular y tiene cuerpazo. Como lo tiene Mar Flores que, también, salió del Ruber con un retoño a cada lado como si se hubiera quitado dos muelas. Y luego las hay que salen con barriga como Sara Carbonero o Kate Midelton y las hay que salen como entraron como Caritina Goyanes que reconoce abiertamente y con sentido del humor su pelea con las dietas y bajar los kilos que le sobran (ay Cari, cómo te entiendo, hija)

Y es que no todas las maternidades son iguales nos pongamos como nos pongamos. Ni todas las circunstancias. Y no, no se engañen, estar estupenda no es sólo cuestión de quirófano o de 5 nannies para tus hijos. Estar estupenda en un compendio de genética+años+salud+hábitos saludables+ponerle ganas+más cuidados estéticos. Y si no que se lo pregunten a Cristina Onassis que estaba forrada y siempre estuvo gorda.

Ya sé que lo fácil es cruzarse la chaqueta y argumentar: “Ja, esta no me extraña que esté así, que seguro que come lechuga y se habrá hecho no se cuántos lifting (que no digo que no)” Hay mujeres delgadas y eso es una evidencia científica. Váyase usted a dar un paseo por la calle y lo comprobará.

Lo que no quita que a las que engordamos sólo por pasear entre chocolates no nos dé una rabia que-te-ca-gas

Puedes seguirme en facebook y en twitter

 

PD. Mar Saura, por cierto, estás muy guapa y muy todo pero yo lo que quiero es volver a verte de actriz porque cuando hacías de mala malísima me tenía que meter debajo de la manta del miedo que me dabas.

Compartir

ABC.es

Madre no hay más que una © DIARIO ABC, S.L. 2014

No es posible entender la historia de la humanidad si no atendemos a la historia de la familia, de la crianza de quienes la protagonizaron. Cómo nacemos y cómo somos criados importa demasiado. Sin amor y ternura en la infancia, sin una familia que contenga, proteja y quiera se hace difícil ser un adulto mentalmente sano. Este blog es un espacio de reflexión sobre todo lo que nos afecta como seres humanos desde el momento en que somos concebidos. Nada es por casualidad y casi todo tiene un porqué en lo que nos sucede relacionado con nuestra infancia. ¡Bienvenido! Más sobre «Madre no hay más que una»

Categorías
Etiquetas
Calendario
enero 2014
M T W T F S S
« Dec   Feb »
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
2728293031