La voz del desierto – Aziza Brahim (Sahara)

Publicado por el 4 abril 2016

Compartir

 

AZIZA

Aziza Brahim. ©Ignacio Gil

 

Hay mujeres que te cautivan a la primera cuando te miran con franqueza, te hablan con dulzura y te transmiten fortaleza. Es el caso de Aziza Brahim, refugiada saharaui de nacimiento y cantante y activista por vocación. “Yo nací en un campamento de refugiados en Tinduf, Argelia. Crecí sin haber conocido otra cosa, por eso me parecía normal. La pobreza era evidente, y vivíamos con muchas necesidades y dificultades. Pero éramos felices, jugábamos, cantábamos, crecimos con mucho amor y valores, y con un sentimiento profundo de orgullo por nuestro pueblo”. Aziza completó sus estudios en Cuba, gracias a una beca, y hoy día está afincada en Barcelona, es una ciudadana del mundo y sin embargo aclara que: “Mi hogar, mi casa, sigue siendo el campamento, porque ahí sigue mi familia, ahí están mis raíces”.

Aziza confiesa que la situación actual de los niños refugiados le encoje el corazón: “Me acercan a las historias que me contaban mis mayores sobre cómo tuvieron que huir del Sahara Occidental”. Le preocupan las secuelas de esta crisis humanitaria, especialmente en los niños: están sufriendo la injusticia, la violencia y el maltrato, un proceso sin final en el que enlazan el terror de la guerra con las dificultades de la huida y ahora con la frustración de encontrarse atrapados tras los muros que ha levantado Europa.

“Canto para mi pueblo, pero mi mensaje es universal. Yo denuncio lo que estamos padeciendo los refugiados, por ellos, por reivindicar su dignidad y  sus derechos, pero también para los demás, para concienciarles sobre esta injusta realidad”.

De su pueblo, que ahora cumple tristemente el 40 aniversario de ocupación y exilio, lamenta especialmente el olvido. Los sucesivos gobiernos españoles les han dado la espalda. La otra cara de la moneda, sin embargo, es la enorme solidaridad que muestra el pueblo español con los saharauis.

La indiferencia también duele, “significa que importas muy poco como persona, y me produce un sentimiento desgarrador”. Y duele la injusticia, contra la que alza su voz en todos sus discos, pero ahora muy especialmente con “Abbar el Hamada” donde recupera sus raíces más africanas y denuncia el tránsito entre la nada del desierto y el olvido.

Aziza no deja pasar ninguna ocasión para transmitir el amor que tiene a su patria, y la esperanza de que habrá un futuro mejor para su gente. “Canto porque me siento feliz y libre cuando canto. Con la música consigo expresar mejor todo lo que llevo dentro, y sobre todo reivindicar lo que pienso”. Su música es profundamente africana pero también recoge sabores mediterráneos, afrocubanos y flamencos. Porque la vida en el exilio, a pesar de la dureza, le ha hecho crecer en conocimiento y sabiduría.

Rocío Gayarre 

 

Compartir

ABC.es

framework © DIARIO ABC, S.L. 2016

Como presentación de este blog quiero utilizar una frase de Fred Mc Cullin “La fotografía no puede cambiar la realidad pero si puede mostrarla”Más sobre «framework»