Vettel y la química

Publicado por el Oct 9, 2011

Compartir

vetcampeon(1).jpg

Acaba de ganar el Mundial Sebastian Vettel y el pensamiento deriva hacia una sensación natural, inclasificable en las unidades de medida, perceptible en cualquier relación laboral. La química. El cachorro alemán y su equipo, Red Bull, han conectado a través de todos esos hilos invisibles que unen a las personas y sus entornos. El mismo condimento que junta o separa a trabajadores de medio mundo y que consigue un producto mejor o peor.

Vettel ha encontrado en Red Bull el jardín de su casa. No solo dispone del mejor coche, sino que disfruta gracias a la complicidad de una estructura que lo cuida como un bebé. El alemán y su séquito.

Red Bull tiene su fábrica en Inglaterra, pero la mentalidad es germánica a partir de la dirección de la empresa. Manda Dietrich Mateschitz, un austriaco multimillonario por el éxito de la nocturna bebida gelatinosa, y lo asesora Helmut Marko, un ex piloto de F-1 que se retiró por un accidente y que adiestra una escuela de marines en Austria. Un tronco de pensamiento común al que da continuidad Vettel, germánico al fin y al cabo.

Este tipo de vínculos tienen a veces más importancia de la que parece. La gente se entiende con un guiño de ojos. No hay más que mirar al pasado de la F-1 para apreciar la influencia de la química. McLaren tenía el mejor coche en 2007, los pilotos más rápidos, un ejército de ingenieros motivados en la fábrica… Pero el capitán, Fernando Alonso, nunca se entendió con los modos ingleses de actuar. El humor flemático y las medias verdades no congeniaban con sus maneras francas, siempre de cara. “Si cada uno va para un lado, no ganaremos”, dijo en referencia a Hamilton. Y así fue.

No hay fisuras de momento entre Vettel, Newey, Horner, Marko y Mateschitz. Todos a una, como Fuenteovejuna. Y el cachorro alemán ya tiene dos títulos en el saco.

Compartir

ABC.es

Coche Escoba © DIARIO ABC, S.L. 2011

Ciclismo, fútbol, Fórmula 1... De Induráin a Alonso. Tumbos por el mundo durante años para llegar siempre a la misma conclusión: no mires nunca de dónde vienes, sino a dónde vas. Más sobre «Coche Escoba»

Etiquetas
Calendario de entradas
diciembre 2017
M T W T F S S
« Oct    
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
25262728293031