¿Un cómic? Bola Negra

¿Un cómic? Bola Negra

Publicado por el Jan 10, 2018

Compartir

Mario Bellatin (1960) escritor mexicano, cuya obra, de gran difusión, ha sido traducida a varios idiomas. Es considerado uno de los escritores contemporáneos latinoamericanos más experimentales. Autor de culto, artista de vanguardia y monje sufí conviven en un escritor que sin un brazo de nacimiento, en sus novelas se plantea un juego lúdico entre realidad y ficción, matizado con protocolos apócrifos, crónicas, biografías o documentos científicos, provocando así situaciones diferentes e inverosímiles que en algunos casos llega incluso a traspasar lo absurdo a través del humor. Desde un carácter fragmentario de su escritura, que sólo ofrece los datos precisos de la realidad que compone la novela, el lector es descolocado por un autor que cree que el texto debe sostenerse por sí mismo y que la literatura se desarrolla de mejor manera con la menor intervención posible por su parte.

Bajo este prisma experimental y existencial ¿cómo adaptar uno de sus textos al mundo del cómic? Pues así de fácil, cogiendo cada dos renglones de su obra Bola Negra (Sextopiso) y gracias al dibujante argentino Ricardo Siri (1973) más conocido como Liniers, historietista reconocido por su gran trabajo y ser autor de la serie gráfica Macanudo que desde 2002 publica en el diario La Nación de Argentina y es conocida en casi todo el mundo. Da forma y vida gráfica a un entomólogo japonés que mantiene una peculiar relación con la comida, y cuya familia en la que su prima murió de anorexia y su primo se convirtió en un destacado luchador de sumo, aún se rige por los antiguos preceptos japoneses, y decide por voluntad propia dejar de comer después de un extraño sueño que tiene una noche. A partir de entonces, empieza a recordar distintos sucesos inexplicables que se dieron la primera vez que viajó a África y descubrió una nueva especie de insecto que se convierte en una bola negra.

A Bellatin le gusta difuminar la línea entre su universo literario y el mundo cotidiano, y su propia apariencia tiene elementos de personaje ficticio, ya que en esta adaptación también es representado el autor, que previamente a la obra escribe La bola de los sueños insomnes, en la que narra el origen del cuento y su relación con el ilustrador en su prosa característica. Además en este pequeño relato previo, describe parte de su obra literaria junto a sus miedos y pesadillas existenciales, todos esos elementos autorreferenciales, así como los temas recurrentes de su escritura, como la enfermedad, la deformidad de los cuerpos o la presencia de la muerte, que funcionan como pretextos para atraer al lector a un mundo diferente, logrando que este transite por una realidad paralela a la cotidiana.

El relato, adaptado por Liniers y por el propio narrador, posee una esencia kafkiana y turbadora que hace sumergirse en la paradoja existencialista sobre esa acción necesaria del ser humano, que es la de alimentarse, así como la superación de unos miedos contraídos ante lo desconocido, catalogando esta novela gráfica en una gran rareza efectiva dentro del cómic.

Tengo que reconocer que cuando empecé a leerlo, era un poco reticente a Bellatin, pero una vez que te dejas llevar y te sumerges en su prosa existencial, puedes llegar a alcanzar un mundo que te dejará descolocado, para bien, ya que te hace reflexionar sobre algunas actitudes humanas que tenemos más que asimiladas y que últimamente, aquí en España por ejemplo se nos está yendo de las manos con la mucha tontería, con tanto bistró, gourmets, chefs, etc, pero bueno ese sería otro tema a tratar, ya que Bellatin en Bola Negra presenta una paradoja alimentaria de este entomologo amante de los insectos y que es incapaz de comérselos.

Bola Negra, que también ha sido adaptada a una ópera que el propio autor del texto ha filmado con la compositora Marcela Rodríguez, es un cómic que se presenta fuera de lo normal, en un comportamiento inusual o extraño por parte del individuo, y que en esta historia se ve que puede resultar visiblemente dañino para el protagonista. Un cómic excéntrico que contrasta con aquello que calificamos como “normal”, por lo cual la mayoría de los individuos en la sociedad resolvemos nuestros problemas, persiguiendo ciertas prioridades en nuestra vida cotidiana, en donde el argumento del relato gráfico hace que lo extrapolemos hacia un absurdo total e inteligente, cargado de grandes dosis de ironía y una crueldad determinada, que junto con las viñetas del historietista, en las que los representados cobran vida dentro de otro universo -el de Liniers-, se produce un choque intelectual entre dos cosmos mentales, un universo gráfico y característico de Liniers y una paradoja existencialista de Bellatin. Pura dinamita gráfica para descolocar y hacer pensar al lector.

Bola Negra // Mario Bellatin y Liniers // Sextopiso // 2017 // 14,90 euros

Compartir

ABC.es

Fahrenheit 451 © DIARIO ABC, S.L. 2018

Bienvenido al magnífico y excéntrico mundo del diseño gráfico, a la imaginación de la ilustración, a la puesta en escena de la fotografía, a la pincelada sutil del arte, a la grandiosidad de la arquitectura y todo ello relacionado y puesto en común en ese formato con obsolescencia programada, o no, que es el papel.Más sobre «Fahrenheit 451»

Categorías
¡Sígueme en twitter!

Más sobre «Fahrenheit 451»