Subir, bajar y salir

Subir, bajar y salir

Publicado por el Oct 20, 2017

Compartir

Antes de subir y bajar empiezo con pasar de dentro afuera. Una tarea rutinaria que hacemos todos los días y a todas horas y sin darnos mucha cuenta de ello tenemos más que interiorizada y es muy necesaria. Parece, que cuando comenzamos el día y salimos de nuestros hogares, es cuando tenemos ya esa sensación de estar fuera. De estar rodeados de un mundo externo a nuestra intimidad del hogar, y ese mundo se convierte en cercano con la práctica de las actividades rutinarias. Pero, para salir a caminar lo primero que hay que hacer es ponerse zapatos ¿verdad?, porque si no lo hacemos -a no ser que vivas en un clima tropical- más de un disgusto te puedes llevar. Nosotros como adultos lo tenemos más que asumida esta acción, pero para los más pequeños, es algo (y por experiencia) que a veces les puede costar la simple acción de ponerse unos zapatos. Por ello, es imprescindible ayudarles y ser autónomos para que se superen de forma eficaz, y a ello contribuye con una delicia de cuento el escritor y poeta Germán Machado (Montevideo, 1966), con Salir a caminar (A buen Paso) el protagonista de la historia se da cuenta de que, a veces, escoger un par de zapatos puede ser la tarea más complicada del mundo porque a cada par de zapatos en los que piensa, le corresponde un miedo: las botas de montaña y el vértigo de las alturas, por ejemplo. De una forma poética y sutil, todo ello ilustrado con el estilo diferenciador de Martín Romero, a lo largo de las páginas del libro, el narrador recorre todos los miedos capaces de retener a un pequeño en casa. Pero no todo es miedo, ya que Germán Machado les ayuda a descubrir que también existe un par de zapatos perfectos con el que hacer un camino y poder descubrir todo el mundo que les rodea.

Con el valor añadido a los textos de las ilustraciones coloristas y muy estéticas del premiado Martín Romero, el resultado es un libro bello e inteligente en sus composiciones que toma como inspiración las formas de las botas de caminar, zapatos de tacón, chanclas y todos los zapatos que se van mencionando, generando espacios poéticos y jugando con la metáfora visual de dan como resultado una gran seguridad para que los más pequeños, junto con sus padres, hermanos, tíos, etc, salgan a caminar y a descubrir todo aquello que les rodea y que está lleno de oportunidades y grandes experiencias.

Ya una vez fuera, también te encuentras con cosas que pueden llegar a subir y bajar. Elementos que nos rodean y que nos hacen la vida más fácil como los ascensores, los aviones, etc. Pero también hay cosas que solo bajan, porque nacen en lo alto y caen como los frutos maduros. Marta Comín, se pregunta en su último libro escrito e ilustrado Suben y bajan (A Buen Paso) ¿Cuál es la relación entre las acciones de subir y bajar? ¿Se puede dar una sin la otra?

La autora, a través de dibujos que desentrañan la relación entre estas dos acciones, en realidad está explorando algo más que el mero hecho de observar objetos que suben y bajan o que solo caen. Busca transmitir a los más pequeños cómo representar o referirse a la dualidad de una filosofía que atribuye a todo lo existente en el universo, y son dos conceptos del taoísmo.

Comín, desde unas ilustraciones sencillas y muy pragmáticas, describe las dos fuerzas fundamentales opuestas y complementarias, que se encuentran en todas las cosas. El yin que es el principio femenino, la tierra, la oscuridad, la pasividad y la absorción y el yang el principio masculino, el cielo, la luz, la actividad. De esta manera crea una secuencia de imágenes que se desarrollan siguiendo un refinado esquema metafórico.

Con un estilo narrador en donde se observa el mundo y hace partícipe de unas reflexiones al pequeño -y no tan pequeño- lector, que pueden ser tomadas desde el punto de vista de un niño que se va dando cuenta de cómo las cosas se pueden mirar a partir de perspectivas muy diferentes pero que realmente están todas ellas relacionadas.

Un libro lleno de grandes descubrimientos para los pequeños de la casa, y que estoy seguro que en la pequeña y rápida lectura podrán llegar a sorprenderse y preguntarse cosas a partir de sencillos hechos cotidianos sobre los que no solemos pararnos a pensar mucho los adultos.

Dos buenas recomendaciones para cubrir la necesidad de contar historias, y hacerse preguntas de aquello que nos rodea, de la necesidad de decir y escuchar, de la necesidad de transmitir conocimientos de una generación a otra y que gracias a esto, se pueden superar muchos factores. Porque la lectura es una de las cosas más importantes que ha aprendido la humanidad y debemos seguir fomentando entre los más pequeños, y cuanto antes, mejor, esos si cuidando y multiplicando todo aquello que requerirá un libro, ya que este está y estará ahí, en papel o en megabytes.

“Salir a caminar” // Germán Machado y Martín Romero // 16 euros // 2017 /// “Suben y bajan” // Marta Comín // 12 euros // 2017 // A Buen Paso

Compartir

ABC.es

Fahrenheit 451 © DIARIO ABC, S.L. 2017

Bienvenido al magnífico y excéntrico mundo del diseño gráfico, a la imaginación de la ilustración, a la puesta en escena de la fotografía, a la pincelada sutil del arte, a la grandiosidad de la arquitectura y todo ello relacionado y puesto en común en ese formato con obsolescencia programada, o no, que es el papel.Más sobre «Fahrenheit 451»

Categorías
¡Sígueme en twitter!

Más sobre «Fahrenheit 451»