La leyenda de Zum

La leyenda de Zum

Publicado por el mar 1, 2016

Compartir

Si juntamos el afecto personal, puro y desinteresado que es compartido con otra persona, que nace y se fortalece con el trato; y la angustia por un riesgo o daño real o imaginario que puede sufrir esa persona o al que se enfrenta en una situación concreta… Tenemos como resultado  “La leyenda de Zum” (Nubeocho), una historia conmovedora que aparece por una misteriosa niebla que envuelve el poblado de Zum cada cinco años. Una niebla que a la mañana siguiente se disipa pero que al hacerlo se lleva consigo algo más que la oscuridad que previamente había generado, llevándose una canción, la primera flor de la temporada y el niño o la niña más desobediente del pueblo.

Lenta y espesa, la niebla fue cubriendo cada rincón de Zum. Encaramada a las chimeneas, pegada a las puertas, posada sobre los alféizares de las ventanas, escuchaba las conversaciones entre padres e hijos… y enfurecida, se arremolinaba violentamente siempre que un niño respondía educado y obediente.

zum1

 

“La leyenda de Zum”, es una leyenda que si los más pequeños la conocen,  en más de uno podrá despertar un sentimiento de autocrítica, en la medida de sus posibilidades, sobre aquellos actos y sus consecuencias, junto con el valor irrenunciable e incalculable de la amistad.

Un poblado el de Zum que fue descubierto por una saga de exploradores, los Terco, que hasta que no llegaron a esa tierra de ensueño no pararon consiguiendo así  un hermoso y bucólico paraje que sale de los pinceles del ilustrador Roger Olmos. Este ilustrador catalán, vegano y animalista con casi 60 libros publicados, trabaja con su filosofía de vida en unas ilustraciones al óleo aplicando un pequeño retoque digital solo en contrastes y brillos cuando lo necesitan, ya que prefiere que la imagen final resulte lo más pictórica posible.

Olmos crea un mundo totalmente personal y que recuerda a otro planeta (aunque no sepamos muy bien como son otros planetas), un mundo con una estética diferente de marcado carácter futurista, añadido por un estilo en sus ilustraciones  influenciado por los libros de ilustraciones, nada infantiles, a los que con 6 años Roger tuvo acceso: los trabajos de Froud, de Brad Holland, el ilustrador francés Caza. Dibujos un tanto siniestros e inquietantes que, según el ilustrador, lo marcaron de por vida y le hicieron evolucionar su imaginario de una forma diferente. Personajes deformados con coherencia y equilibrio que hacen que la historia adquiera un matiz inquietante pero que no llega a transmitir terror, siendo la angustia ante la pérdida la que prevalece en esta historia con un final diferente que hará a los no tan pequeños ayudar a entender que puede significar realmente la amistad y sobre todo que todo acto llega a tener una consecuencia. Creo que el guión del profesor Literatura Infantil y Juvenil en la UPV-EHU de Vitoria-Gasteiz, Txabi Arnal, transmite esto. Un cuento que como bien dicen en Nubeocho, revisita el clásico tradicional del hombre del saco, pero actualizado, y yo añado: en una forma que se disipa y que transmite incertidumbre ante lo que no se ve provocando cautela y sobre todo, algo de temor, todo ello muy bien ilustrado y editado.

 La leyenda de Zum // Guión: Txabi Arnal / Ilustrador: Roger Olmos // Nubeocho // 15,90 euros

webs

Compartir

ABC.es

Fahrenheit 451 © DIARIO ABC, S.L. 2016

Bienvenido al magnífico y excéntrico mundo del diseño gráfico, a la imaginación de la ilustración, a la puesta en escena de la fotografía, a la pincelada sutil del arte, a la grandiosidad de la arquitectura y todo ello relacionado y puesto en común en ese formato con obsolescencia programada, o no, que es el papel.Más sobre «Fahrenheit 451»

Categorías
¡Sígueme en twitter!

Más sobre «Fahrenheit 451»

marzo 2016
L M X J V S D
« feb   abr »
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
28293031