TAN LEJOS DE SUS VOTANTES

La socialdemocracia está desorientada en Europa, y en España ha perdido la brújula y el mapa de los días. Una pena, porque su hueco lo va ocupando otro tipo de formaciones políticas. A los ya denunciados propósitos de represión en sus múltiples iniciativas legislativas, se une el desprecio al clamor de una sociedad que en pocos asuntos está más de acuerdo como en este de la prisión permanente revisable. Ese desprecio a lo que piensa la ciudadanía solo se explica como un intento de la oposición de castigar y erosionar al Gobierno con una derrota en el Parlamento. No hay detrás una propuesta de impulsar un modelo penal ejemplar. El PNV solo quiere prolongar su impostura moral de la que tendrá que avergonzarse en el futuro. A Podemos no se le espera en la construcción ni mejora positiva del modelo democrático. Ciudadanos tiene días y el PSOE deambula, cuan zombi político, muy cerca de su militancia y tan lejos de sus votantes. Al final de la escalera solo hay la humana ambición de poder… Aunque no sepan muy bien para qué lo quieren.