PSOE: EN LO ESENCIAL, UNIDAD