RESPUESTA EXCEPCIONAL

Sorprende la estulticia con la que reaccionan algunos de los golpistas catalanes ante la actitud del legítimo y democrático Gobierno de España. Parecen no comprender que ante un desafío excepcional, la sociedad solo puede responder de manera extraordinaria. Bastante prudente y comedido está siendo el presidente Rajoy. Si escuchara otras voces, podría estar ahogando económicamente a la Generalitat, ya que la fuerza del Estado es mucho mayor de lo que los sediciosos creen. Por ejemplo, el Gobierno central auxilia con 28 millones de euros cada día al Ejecutivo de Puigdemont. Ante el dislate del golpe de esta semana, con el pisoteo a todas las legalidades, bien se podría tomar la excepcional medida de dejar de socorrer económicamente a quienes están dispuestos a perpetrar semejante delito. No olvidemos que el déficit de la Generalitat es la suma de los mandatos de Pujol, Maragall, Montilla, Mas y Puigdemont. No hemos sido el resto de los españoles quienes mal administramos uno de los territorios con mayor autogobierno de toda Europa.