La moda, con nocturnidad y alevosía

Publicado por el sep 16, 2016

Compartir

 

Vive Madrid un auge de rentrée, que es como llamamos al arranque de curso, porque el año muere en agosto. Por un costado, hay un par de días de arte plástico, o fotográfico, con las galerías mayores abriendo todas a coro, hasta las tantas, y hay, por el otro costado, una celebración, a pie de calle, de la moda exquisita, bajo el  título extranjerizante de “Vogue Fashion Night Out Madrid”. El despliegue del show, nombrado en inglés, no es sino una juerga de esa perfumada galaxia  de la gente de la moda, desde la clientela que afloja el euro de oro hasta los aspirantes a guapos o guapas de oficio, porque incluso se abren zonas de casting. Un poco como Gran Hermano, pero al revés, porque el casting es a pie de semáforo de la calle Serrano, y se presentan mocedades no de garrafón. Ahí asomarán apolos haciendo cola, y luego mucha sirena con buenas piernas de spot. De modo que, en los barrios de Salamanca, y en Centro, mayormente en la calle Fuencarral, que es nido de modernos, se monta un fino desmadre de colecciones insólitas, escaparates de ocasión, desfiles de esquina,  descuentos alegres y hasta algún famoso haciendo bulto. La calle Ortega y Gasset, milla de oro, cerrará al tráfico, incluso. Se prevé una multitud de niñas monas, y esos guaperas anónimos que siempre de parecen a uno de los hijos de Naty Abascal. La moda ha tomado la ciudad, con tentáculo doble, pero en sus zonas de oro, que son las que tienen las tiendas mejores de túnicas para celebridades o calzoncillos para futbolistas. Igual te venden un corpiño de Madonna que una bisutería de Miley Cyrus, porque la bisutería es el ropero de Miley, y de otras Mileys, canten o no canten. Esta convocatoria ya ha cumplido varias ediciones, en Madrid, con mucho entusiasmo entre la afición y buenos datos para los del gremio, a propósito de ventas o publicidades. De modo que estamos ante un éxito que se va repitiendo, y que a menudo se convoca a un tiempo aquí, y en otras ciudades de mucho ajetreo al respecto, como Londres, Osaka, Rio, Tokyo o Milán. Estos shows de la moda se han venido celebrando, casi por costumbre, en las afueras de la ciudad, en Palacios de Congresos, o sitios así, y luego tenían quizá una traca final en algún local del Centro, con las modelos inexplicables yendo y viniendo, en zigzag de minifalda, como diosas líricas que hablan mucho por el móvil y se emborrachan de agua mineral. Pero esta convocatoria tiene la delicadeza de montar el número, o numerazo, en plena ciudad, con lo que las gentes del gremio, tan hechizantes, trabajan de peatones, y los peatones hacen el turismo de la compra o el alterne, o las dos cosas. Se trata de un show del glamour, pero amenizado de semáforos. El glamour no sabemos muy bien lo que es, pero sí. Esta fiestas del corte y confección, con alevosía de elegancia y nocturnidad de perfumes caros.

 

Compartir

ABC.es

El Arpón © DIARIO ABC, S.L. 2016

A ver de cerca el incendio, a convidarme a la tormenta, a poner bulería en la noticia diversa. A arriesgar, en fin, una opinión. Porque a veces “la vida no es noble, ni buena, ni sagrada”, según ya sospechó Lorca. A no... Más sobre «El Arpón»

Categorías
Etiquetas
Calendario
septiembre 2016
L M X J V S D
« ago   oct »
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
2627282930