Rubalcaba, con R de Rollo

Publicado por el Jul 9, 2011

Compartir

Hay un Antes y un Después, en efecto, en la proclamación del candidato Rubalcaba, tal y como vaticinó Zapatero. Y es que jamás en el PSOE se había producido una sustitución tan absoluta del partido por el candidato. Ni siquiera con la campaña de ZP.

 

 Una muestra de las dimensiones de la campaña de la R es lo que ocurría esta mañana con la página web del PSOE. Todos los intentos de entrar en ella o en PSOE TV para ver y escuchar el discurso del candidato redirigían a la página de Rubalcaba.net y obligaban a ver el vídeo de campaña del candidato. Lo asombroso es que eso seguía ocurriendo después de las 12h. y resultaba imposible conectar con el discurso de Rubalcaba, anulado por sí mismo con su propio vídeo.

 

 

 Lo anterior me ha permitido, eso sí, ver hasta  cuatro veces el vídeo de la R e incluso memorizar los más de 20 conceptos que empiezan por R y adornan al candidato. Y comprobar que faltaba una R, la R de Rollo, imprescindible para definir el discurso de Rubalcaba que finalmente he podido escuchar en elpais.es.

 

 Es imposible sorprender o innovar para un político que ha estado siete años a la vera de Zapatero y, en los últimos tiempos, ha llegado a tener más poder que el propio Zapatero. Pero sí es posible poner en evidencia las limitaciones como candidato, las del estilo profesoral, insoportable en un mitin.

 

 La frase más repetida ha sido Dejadme que os explique. Con algunas variantes, como Si me permitís una explicación. O también, Dejadme que os diga. O, más al final, Dejadme que os lo explique en 30 segundos. Aburrido él mismo consigo mismo, en ese momento, ha añadido Voy a explicarlo rápidamente para que la hipoglucemia no convierta este acto en insoportable para vosotros.

 

Y, por fin, aquello del Voy terminando. Eso era a las 12, 50. Poco después, y, ante un aplauso, incluso ha añadido en tono de riña, Por Favor, que voy acabando. Pero no, aún faltaba un Y voy terminando ya, y aún más, también otro En resumen. Finalmente, a las 13,05, quince minutos después del Voy terminando, ha acabado su discurso.

 

Y sin una novedad que llevarse a la boca, más allá del aburrimiento. Ni siquiera los guiños al 15-M de días pasados con la reforma electoral han ofrecido nada más que una promesa de reflexionar sobre tal reforma electoral en la Conferencia Política del PSOE.

 

 Tan sólo ha dejado interrogantes: ¿Conseguirá esta sustitución de la marca PSOE por la marca Rubalcaba una recuperación de las expectativas electorales del PSOE? ¿Demostrará Rubalcaba que el desastre electoral del 2000 se debió a las limitaciones del candidato Almunia y tal desastre no se repetirá por la brillantez del candidato Rubalcaba?

 

Rubalcaba, la R que sustituye a las ZP, se lo cree. Y los socialistas quieren creerlo. La R es su última esperanza.

Compartir

ABC.es

El blog de Edurne Uriarte © DIARIO ABC, S.L. 2011

Bienvenido a un lugar de encuentro, debate y comunicación. Desde el respeto a las opiniones de los demas, pero también desde el compromiso y la pasión... Más sobre «El blog de Edurne Uriarte»

La entrada más popular

La secesión está en marcha

165... Lee la entrada completa

Etiquetas
Facebook
Calendario de entradas
octubre 2017
M T W T F S S
« Sep    
 1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
3031  
Twitter